La ministra de Educación, Isabel Celaá
La ministra de Educación, Isabel Celaá - EFE

Las autonomías podrán fijar a partir de hoy el horario lectivo de los profesores, rompiendo la unidad nacional

El PSOE tumbará previsiblemente la enmienda que el PP aprobó en el trámite en el Senado para evitar la medida socialista

MadridActualizado:

Las autonomías podrán fijar, a partir de hoy, las horas lectivas de los profesores, ya que el Congreso de los Diputados aprobará, previsiblemente, en el Pleno de hoy, una Proposición de Ley del PSOE, que rompe la unidad nacional que existía hasta ahora en esta materia. Los socialistas tendrán que contar con el apoyo de los nacionalistas y la izquierda radical, para tumbar la enmienda que el PP consiguió aprobar en el Senado para que todas las autonomías tengan el mismo horario.

A día de hoy, hay una legislación de carácter nacional y ninguna autonomía tiene una jornada lectiva de menos de 25 horas en primaria y 20 horas en el resto de las enseñanzas.

La iniciativa del Grupo Socialista, bajo la denominación de Proyecto de Ley de mejora de las condiciones para el desempeño de la docencia y la enseñanza en el ámbito de la educación no universitaria, fue planteada por el Gobierno de Pedro Sánchez como el camino para poner fin a los recortes en Educación del Gobierno de Rajoy. En realidad, la mayoría ya habían sido revertidos.

El PP tumba en el Senado la enmienda del PSOE

Esta propuesta legislativa ya fue aprobada por la Cámara Baja, con la abstención del Partido Popular, que presentó una enmienda para pedir que no se deje libertad de horario a las comunidades y un límite de 18 horas en secundaria y 25 en primaria; y Ciudadanos una enmienda a la totalidad. La enmienda popular fue rechazada.

Sin embargo, en su trámite en el Senado, el PP hizo valer su mayoría absoluta y la Comisión de Educación aprobó una enmienda que reclama al Gobierno que fije, con carácter general para toda España, 23 horas lectivas para Primaria, infantil y educación especial; y 18 para secundaria. En el proyecto de ley socialista se deja libertad a las autonomías para fijar horarios y solo hace una recomendación en relación a las 23 y a las 18 horas.

El sector educativo alertó en su día sobre las consecuencias de la decisión de dejar libertad para legislar sobre los horarios, advirtiendo de que se producirá una discriminación entre «alumnos de unas autonomías y otras y se abre una brecha entre las comunidades».