Alerta en 15 las comunidades por causa del temporal

Agencias.
Actualizado:

Protección Civil alertó hoy a todas las comunidades autónomas, excepto Extremadura y Canarias, por el temporal de viento, lluvia y nieve que dificulta la circulación por carretera y ha causado accidentes como el que ha costado la vida en Zamora a dos de los ocupantes de un autocar que cayó por un terraplén.

Las predicciones que el Instituto Nacional de Meteorología habíahecho para hoy advertían del riesgo de vientos de hasta 120kilómetros por hora en Galicia, Asturias, Cantabria y el País Vasco,comunidades en las que también se prevén nevadas por encima de lossetecientos metros y lluvias que pueden dejar hasta sesenta litrospor metro cuadrado en doce horas en algunos puntos.

Asimismo, el Instituto de Meteorología prevé para los próximos díaschubascos moderados localmente fuertes y ocasionalmente tormentososen tercio Norte peninsular; débiles, localmente moderados en el restode la mitad Norte y en Baleares, y débiles y dispersos en la mitad Sur.

La nieve llegará por encima de los 700 a 1. 200 metros en tercioNorte, de 800 a 1000 metros en Sistema Central, y 1. 100 metros enBaleares. El viento soplará fuerte del noroeste conintervalos de muy fuerte en los litorales de Galicia, Asturias, Cantabria, País Vasco, litoral andaluz y litoral mediterráneo.

Las intensas ráfagas de viento que afectan a Galicia desdeprimeras horas de la pasada madrugada provocaron importantesdaños en las instalaciones eléctricas de Unión Fenosa en las cuatroprovincias de esta comunidad, con mayor incidencia en el norte de LaCoruña, especialmente en la zona de Ferrol. Sin embargo, la red de comunicaciones gallega comenzó a recuperar la normalidada media tarde tras comenzar a amainar el temporal de nieve y vientoen la comunidad. Así, en estos momentos no se registra ningunacarretera cortada por la nieve o por caída de árboles en la vía y tansólo es obligatorio el uso de cadenas en el puerto lucense de Poio.

En Castilla y León, Navarra, La Rioja y Aragón se preveían vientos de más de noventa kilómetros por hora y nevadas -especialmente fuertes en las provincias de León, Palencia, Burgos, Soria, Zamora, Avila y Segovia- en cotas superiores a los novecientos metros.

El viento también alcanzará los noventa kilómetros por hora enCataluña, Valencia y Murcia, los ochenta en las islas Baleares, ylos 75 en Castilla-La Mancha, la zona de la sierra de Madrid, lasprovincias andaluzas de Málaga, Granada, Almería y Jaén y la ciudadautónoma de Melilla.

Ante esta situación, Protección Civil recomienda extremar las precauciones a la hora de salir a la carretera, llevar cadenas y unteléfono móvil, llenar el depósito de combustible cada cienkilómetros y circular de día y por carreteras principales.

La intensidad del temporal motivo el cierre, en horas de la tarde, de diecisiete puertos de montaña en las provincias de Asturias, Burgos, Cantabria, León, Soria y Teruel, mientras que en otros 34 -de los que sólo el de Pajares, en Asturias, y el de San Glorio, en León, pertenecen a la red nacional de carreteras- era obligatorio el uso de cadenas.

Además, la nieve obligaba a paradas frecuentes y prolongadas enen la N-400 a la altura de Abia de la Obispalía (Cuenca), en laBV-4243 a su paso por Berga (Barcelona), en la GR-710 en Huéscar(Granada) y en la A-317 en Puebla de Don Fadrique, también en estaprovincia andaluza. La circulación también era lenta, con paradas esporádicas, en la N-260 a su paso por y La Seu D'Urgell (Lérida), en la CA-171 a la altura de Reinosa (Cantabria) y en las carreteras que pasan por las localidades palentinas de Cervera de Pisuerga y Pino del Río y por las turolenses de Albarracín, Orihuela del Tremedal y Villar delCobo. La lluvia afectaba a las N-550 en Tuy (Pontevedra) y, sobre todo, a la VA-101 a su paso por Villafuerte (Valladolid), donde lacirculación había quedado interrumpida, mientras que la nieblaprovocaba paradas reiteradas en la C-230 en Mora la Nova, en laprovincia de Tarragona.

Los efectos del temporal también se hicieron notar en Vilagarcíade Arousa (Pontevedra), donde un policía local resultó herido levecuando una plancha de hierro cayó desde lo alto de un edificio enconstrucción sobre el capó del coche patrulla a causa del fuerteviento, que en Valladolid provocó la caída de dos farolas, tresárboles, dos paneles publicitarios y varias losetas y tejas.

En Atienza (Guadalajara), la caída de unos treinta metros de murodel cementerio dejó al descubierto una docena de sepulturas yesqueletos, mientras que en Lerma (Burgos) y Piedrabuena (CiudadReal) la crecida de los ríos Arlanza y Bullaque provocaron diversosdaños en campos e inmuebles.

Las intensas lluvias caídas en los últimos días son también lasresponsables del desplome de la techumbre de la Lonja de laRegatería de Alcaraz (Albacete), un edifico del siglo XVI situado enel marco monumental de la plaza de esta localidad y que ya seencontraba en muy mal estado.