Esta escena, en las calles parisinas, será multada desde este 1 de octubre
Esta escena, en las calles parisinas, será multada desde este 1 de octubre - jaime garcía

Tirar una colilla al suelo costará 68 euros a los fumadores parisinos

Los 5.000 agentes del servicio de recogida de basuras colectan cada año unas 350 toneladas de colillas

Actualizado:

Tirar una colilla al suelo costará 68 euros a los fumadores parisinos, si no consiguen evitar la multa del centenar de inspectores desplegados en toda la capital para hacer respetar la nueva legislación destinada a « defender la salud y las buenas costumbres».

Los 5.000 agentes del servicio de recogida de basuras colectan cada año unas 350 toneladas de colillas. La alcaldesa de París, Anne Hidalgo, nacida en la provincia de Cádiz, considera «incivil» e «insalubre» esa «cantidad industrial» de colillas.

En estrecha colaboración con la prefectura, la Alcaldía ha creado una policía especializada en la persecución de este nuevo tipo de delitos municipales.

Gobierno y Alcaldía comenzaron por lanzar una campaña de «sensibilización». Siguió una campaña de «advertencia». Durante el pasado mes de septiembre, el histórico primer centenar de inspectores consagrados a la vigilancia de los «fumadores inciviles» puso varios millares de multas simbólicas, como advertencia, con mucha difusión publicitaria.

A partir de este 1 de octubre, la nueva policía municipal parisina, ecologista y anti colillas, ha recibido la orden estricta de multar con 68 euros a los fumadores que tiren las colillas «en cualquier lugar», en la vía pública.

El centenar de agentes de la primera brigada anticolillas de la policía municipal parisina tiene una misión pasablemente heroica: controlar diariamente el respeto de la Ley en los 2.900 kilómetros de aceras de la capital.