Yasmin, junto a sus damas de honor el día de su boda
Yasmin, junto a sus damas de honor el día de su boda - facebook

Una mujer se casa consigo misma tras llegar soltera a los 40

Celebró una fastuosa ceremonia en la que contó con diez damas de honor, banda de música y banquete. Solo faltó el novio

Actualizado:

Yasmin Eleby prometió hace tiempo que, si al cumplir 40 años no había encontrado aún el amor de su vida, se casaría consigo misma, y eso es precisamente lo que hizo en una fastuosa ceremonia celebrada en Houston (EE.UU.). Esta particular boda tuvo lugar en el Museo de Cultura Afroamericana de Houston el pasado 3 de enero y a juzgar por las fotografías difundidas por la propia Eleby en las redes sociales fue una ceremonia muy normal excepto por el hecho de que estaba sola en el altar, según informaron hoy medios locales.

Al no ser legal casarse con uno mismo, el matrimonio lo ofició la hermana de Eleby que, al parecer, es pastora en una iglesia. La canción "I believe I can fly", de R. Kelly, sirvió como marcha nupcial para la boda de esta mujer, que trabaja en el extranjero para una compañía de gas y petróleo. Para la ocasión, la novia se enfundó en un traje de color violeta que le llegaba hasta los tobillos y dejaba al descubierto uno de sus hombros.

Una ceremonia auténtica

La boda contó con diez damas de honor, aparte del calor de amigos y familiares, entre ellos su madre, que la acompañó al altar también con un vestido para la ocasión. En su escrito en las redes sociales, Eleby aconsejó a otras personas que «no tengan miedo de tomar riesgos», ya que «nunca es demasiado tarde para probar algo diferente». Por su parte, el director del Museo de Cultura Afroamericana de Houston, John Guess, dijo que «mucha gente se casa sin pensar dos veces con quien lo está haciendo», por lo que defendió la decisión de la novia, en declaraciones recogidas en el rotativo Houston Chronicle.

Además, Guess bromeó que al ser Elbey una mujer «atractiva», «trabajadora» y «con mundo», ahora «le saldrá competencia» en forma de pretendientes. La recién casada tiene planeada una luna de miel que la llevará a Camboya, Laos y Dubai, donde asistirá a un festival de jazz.