Aemet: «Los termómetros callejeros no deberían existir, engañan a la población»
Vídeo ABC

Aemet: «Los termómetros callejeros no deberían existir, engañan a la población»

Es imposible aclararse con los termómetros callejeros que pueblan las ciudades de España ya que en una misma ciudad podemos obtener temperaturas de hasta 10º de diferencia.

Actualizado:

ABC lo ha comprobado: Prácticamente a la misma hora en dos lugares muy céntricos de Madrid como son la Plaza de Cuzco, en la que un termómetro de la calle marca 38º, o la Plaza de Cibeles donde otro marca 33º y además ninguno de ellos coincide con la previsión de la Agencia Estatal de Meteorología.

¿Y esto por qué ocurre? Según nos explica Ana Casals Carro, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), «estos termómetros callejeros llevan unos sensores que están metidos dentro de unas cajas sin ventilación y están puestos de manera que muchas horas del día les está dando el sol con lo que no están midiendo la temperatura del aire si no la irradiación solar que les llega y hay veces que la diferencia de temperatura de lo que miden esos termómetros y la temperatura real pueden llegar a ser 10 grados».