Al menos diecisiete muertos y 42 desaparecidos en Japón por el tifón Wipha
Una pareja joven lucha por caminar contra fuertes vientos generados por el tifón Whipha este miércoles en Tokio (Japón) - efe

Al menos diecisiete muertos y 42 desaparecidos en Japón por el tifón Wipha

Se considera el mayor de los últimos 10 años en el país nipón

Actualizado:

Al menos 17 personas han muerto y 42 han desaparecido este miércoles como consecuencia del paso del tifón Wipha por el centro y el norte de Japón, según un nuevo balance oficial citado por la agencia de noticias Kiodo. Al menos 16 de los fallecidos se han registrado en la isla de Izu Oshima, ubicada 120 kilómetros al sur de Tokio. La decimoséptima víctima mortal, una mujer de alrededor de 40 años, fue arrastrada por un río en Machida, al oeste de la capital.

El tifón ha causado deslizamientos de tierra en Izu Oshima, donde se han registrado 16 muertos y 42 desaparecidos, según han informado las autoridades locales y la Agencia Meteorológica de Japón. Entre los desaparecidos figuran dos niños en edad escolar que han sido arrastrados por las olas en una playa.

Cerca de 20.000 personas se han visto obligadas a huir de sus casas y medio millar de vuelos han sido cancelados, según fuentes oficiales.

La empresa Tokyo Electric Power Corp (TEPCO) ha asegurado que el Wipha no ha causado problemas en la planta nuclear de Fukushima, situada a 220 kilómetros al norte de Tokio y en la que el terremoto y tsunami de 2011 causaron el peor desastre atómico mundial desde la explosión de la central rusa de Chernobil en 1986.

Wipha se ha degradado a depresión tropical hacia las nueve de la mañana de este miércoles (hora peninsular española) y se desplaza en el mar en dirección noreste a una velocidad de 95 kilómetros por hora, según la Agencia Meteorológica. En su centro, el tifón ha mantenido vientos de 126 kilómetros por hora, con ráfagas de hasta 180. Wipha ha sido el tifón más fuerte registrado en la región desde octubre de 2004, cuando otro fenómeno similar causó cerca de un centenar de muertos y miles de desplazados.