La diabetes de tu pareja, un factor de riesgo para ti
Tener una pareja con diabetes, factor de riesgo - reuters

La diabetes de tu pareja, un factor de riesgo para ti

Se da un incremento del 26 por ciento en el riesgo de desarrollar esta enfermedad si su cónyuge tiene la condición

Actualizado:

Un equipo de investigadores del Centro de Salud de la Universidad McGill (MUHC, por sus siglas en inglés), en Montreal, Quebec, Canadá, ha demostrado, a través del análisis combinado de varios estudios, la evidencia de que la diabetes de un miembro de la pareja es un factor de riesgo para el otro miembro. Estos resultados, publicados en la revista de acceso abierto « BMC Medicine», tienen importantes implicaciones clínicas, ya que pueden ayudar a mejorar la detección de la diabetes y motivar a las parejas a trabajar juntos para reducir el riesgo de desarrollar la condición.

«Encontramos un incremento del 26 por ciento en el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 si su cónyuge tiene la condición», dice la autora principal del estudio, la doctora Kaberi Dasgupta, investigadora del Instituto de Investigación del MUHC y profesora asociada de Medicina en la Universidad McGill. «Esto puede ser una plataforma para ayudar a los médicos a desarrollar estrategias para involucrar a la pareja. Cambiar el comportamiento para la salud es un reto y si tiene la colaboración de su pareja, es probable que sea más fácil», resalta.

El equipo de la doctora Dasgupta, que se encuentra en la División de Epidemiología Clínica de la MUHC, quería ver si la diabetes en la pareja podría conducir a desarrollar la patología en la otra parte del dúo, porque muchas de las conductas de riesgo que conducen a la diabetes, como los malos hábitos alimenticios y la baja la actividad física, podría ser compartido dentro de un mismo hogar.

Los investigadores analizaron los resultados de seis estudios seleccionados que se realizaron en diferentes partes del mundo y se centró en datos clave, como la edad, el nivel socioeconómico y la forma en que la diabetes se diagnostica en 75.498 parejas. La mayoría de los estudios utilizados en el metanálisis se basó en los registros de salud, que no siempre pueden contabilizar con precisión la diabetes. Aquellos que usaron análisis de sangre directos sugirieron que el riesgo de diabetes se duplica en los individuos cuya pareja tiene la patología.

«Cuando nos fijamos en la historia de la salud de los pacientes, a menudo preguntamos acerca de la historia familiar -subraya Dasgupta-. Nuestros resultados sugieren que la historia conyugal puede ser otro factor que debemos tener en cuenta». A su juicio, la diabetes conyugal es también una herramienta potencial para la detección temprana de la condición.

«Estos resultados sugieren que el diagnóstico de la diabetes en uno de los cónyuges puede justificar una mayor vigilancia en el otro -apunta esta experta-. Por otra parte, se ha observado que los hombres son menos propensos que las mujeres a someterse a una evaluación médica regular tras la infancia y que puede dar lugar a una detección tardía de la diabetes. Por ello, los hombres que viven con un cónyuge con historia de la diabetes pueden beneficiarse especialmente de ser seguidos más de cerca».