Sanidad ha ordenado la retirada de una veintena de lotes de omeprazol de un laboratorio indio
Sanidad ha ordenado la retirada de una veintena de lotes de omeprazol de un laboratorio indio - ABC

Alerta farmacéutica: Sanidad ordena retirar 22 lotes de omeprazol de un laboratorio indio

El pasado 11 de julio ya emitió una alerta en la que ordenaba la retirada de un lote de este mismo fármaco que ahora amplía a otros 22

Actualizado:

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) ha ordenado la retirada del mercado de una veintena de lotes de omeprazol fabricados por la farmacéutica india Smilax Laboratories Limited.

El pasado 11 de julio ya emitió una alerta en la que ordenaba la retirada de un lote de este mismo fármaco que ahora amplía a otros 22 lotes, todos ellos con fecha de caducidad 03/2021, y cuya marca comercial y presentación es la de Omeprazol Ph.Eur. Farma-Química Sur S.L., indica la Aemps.

El motivo de la retirada es su «potencial resultado fuera de especificaciones en el ensayo de identidad». La Agencia ha clasificado el defecto como de clase 1. Los defectos de calidad de los medicamentos se clasifican por parte de la Aemps en tres clases (1, 2 y 3) siendo la clase 1 la que se corresponde con un posible riesgo más elevado y la clase 3 la de un menor riesgo, informa Facua.

El omeprazol pertenece a un grupo de medicamentos denominados inhibidores de la bomba de protones. Es un fármaco antiulceroso. Esto significa que reducen la secreción de ácido en el estómago o , lo que es lo mismo, ayudan a reducir la producción de ácido a medio y largo plazo. Son medicamentos que se utilizan para el reflujo gastroesofágico, la úlcera de estómago, la úlcera duodenal o el tratamiento de la infección por la bacteria Helicobacter pylori, una bacteria microaerófila, gramnegativa, de crecimiento lento y forma helicoidal que se encuentra en la capa mucosa que recubre el interior del estómago.

Estos medicamentos no deben tomarse para la acidez de estómago puntual, para las digestiones pesadas ni para prevenir molestias estomacales antes de un atracón de comida o alcohol. Para esos casos, existen medicamentos mucho más efectivos, como los llamados antiácidos.