Leo esperando a sus respectivos dueños en el mismo punto de la carretera donde fue abandonado
Leo esperando a sus respectivos dueños en el mismo punto de la carretera donde fue abandonado - Youtube

Un perro se reencuentra con sus dueños tras esperarles cuatro años en una carretera

Pinnuchawet, una señora tailandesa, se dedicó a cuidar a «Leo» durante los cuatros años que se encontraba esperando a su familia en el mismo punto de la carretera donde fue abandonado

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

En el año 2015, una familia se encontraba de viaje por la carretera e hicieron una parada en una estación de servicio. Una vez que pagaron por la gasolina y retomaron su rumbo, se dieron cuenta que su mascota ya no se encontraba en el vehículo por lo que dieron la vuelta y pasados unos 20 minutos, al regresar se dieron cuenta que su perro ya no estaba en la carretera.

Dicho perro se ha vuelto viral en las redes sociales y se ha dado a conocer alrededor de todo el mundo como «Leo» gracias a que un hombre, quien se encontraba circulando por la carretera, lo vio como si lo hubiesen abandonado y al acercarse se encontró con una señora que le informó que el perro llevaba en el mismo sitio durante cuatro años y que siempre le daba de comer.

Pinnuchawet, la señora tailandesa que se encargaba de cuidar a Leo, le aseguró al hombre que siempre se encontraba en el mismo punto de la carretera y debido a su estado crítico de salud, ha intentado llevarse al perro numerosas veces pero le resultaba imposible.

Además de la señora Pinnuchawet, otros locales se encargaban de alimentar a el perro, pero a pesar de todos los esfuerzos nunca lograron mover a Leo de la carretera. Ante el asombro del animal, el hombre decidió compartir su historia y encontrar a sus respectivos dueños.

Leo triunfó en las redes y muchos tuiteros compartieron la ubicación exacta del animal para encontrar su verdadero hogar. Pasados unos días, una familia escribió al hombre que había compartido por primera vez la historia de Leo, que para su gran sorpresa, el nombre del perro resultó ser «BonBon».

El hombre, cuya identidad se desconoce, quedó con la familia en la mismo punto donde se encontraba el perro en la carretera, para comprobar si, efectivamente, era su mascota o no. Leo/BonBon reconoció al instante sus dueños pero al momento que intentaron subirlo al vehículo el perro se negó. Fue en ese momento que la señora Pinnuchawet intentó llevarlo a su casa, y el animal se mostró por primera vez dispuesto a seguirla.

Tras cuatro años de espera, el perro demostró una verdadera lealtad hacia su familia, pero tomó la decisión de quedarse con la señora que le había dado de comer desde el día que se quedó completamente solo en la carretera. No obstante, la familia ha dicho que se harán cargo de cubrir los gastos del animal y que de vez en cuando acudirían a visitarlo.