FacebookEl fugitivo que pidió 1.000 «likes» en Facebook a cambio de entregarse

Desafió a la policía a través de la red social, pero el resultado no fue el que esperaba

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Todos conocemos a alguien obsesionado con las redes sociales. Puede ser un amigo que no para de publicar fotos en Instagram, buscando batir su récord de 'me gusta'. Quizá un compañero de trabajo que vive pendiente de Twitter, ideando comentarios ingeniosos para que todo el mundo le haga 'retuit'. Y por supuesto están los incondicionales de Facebook, capaces de relatar su vida en tiempo real en busca del reconocimiento de otros. Lo que probablemente nunca hayas visto es un delincuente exhibiéndose de este modo.

Leyendo el blog The Daily Dot conocemos el surrealista caso de Michael Martin Zaydel, más conocido como Champagne Torino, nombre que usa en las redes sociales. Este joven de 21 años residente en Redford (condado de Wayne, Michigan) es buscado por la policía local por varios delitos menores, tal como anunció el cuerpo a través de Facebook la pasada semana. No esperaban que el propio Torino fuese a contestar a su publicación, proponiendo además una especie de recompensa para entregarse.

«No me preocupa que me busquéis», expone el fugitivo en su comentario, «si vuestro próximo post es compartido 1.000 veces me entregaré y os llevaré una docena de donuts. Es una promesa. Y limpiaré todo el polvo en las escuelas públicas. Veamos si podéis conseguirlo». El departamento de policía del municipio de Redford no dudó en aceptar el reto y procedió a publicar el extraño órdago lanzado por Champagne Torino en su página oficial de Facebook.

«¡Desafío aceptado! El señor Champagne Torino nos ha retado», explican con buen humor los agentes de la ley, «¡Nos ha prometido donuts! ¡Ya sabéis cuánto nos gustan los donuts! Ayúdanos a superar el desafío y a limpiar Redford al mismo tiempo. Es tan sencillo como compartir este post». La respuesta ciudadana fue bestial: bastó una hora para alcanzar el objetivo propuesto por el delincuente. En este momento, la publicación acumula más de 2.000 'likes' y ha sido compartida más de 4.400 veces.

Como habrás imaginado ya, quedar en evidencia no hizo que el joven requerido por la justicia cumpliese con lo acordado y se entregase. Tampoco ha entregado los donuts ni ha limpiado las escuelas. La policía resta importancia a la decisión de Torino y celebra el apoyo de la población de Redford. «Él puede tener o no palabra. En nuestra experiencia, todo el mundo acaba siendo pillado en algún momento", han señalado en un nuevo post, "lo importante es el respaldo de nuestra comunidad y su deseo de ayudar. Esto ha sido divertido y también didáctico. ¡Gracias a todos!»