Es Noticia

GH DÚO El oscuro pasado de Ylenia, la concursante más polémica de GH DÚO

La alicantina se hizo famosa por su participación en «Gandía Shore»

ABC
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Tras un tiempo de retiro espiritual, Ylenia Padilla (Benidorm, 1988) vuelve a nuestras pantallas. La joven está ahora en la casa de Guadalix de la Sierra concursando en «Gran Hermano Dúo», un spinn off del célebre reality de Telecinco en el que los aspirantes participan por parejas. Ylenia siempre tiene que ser única, por eso es de las pocas concursantes del reality que está en un trío. En «Gran Hermano Dúo» su destino va unido al de Fede Rebecchi, a quien conoció en «Gran Hermano 16» y a Raquel Lozano, también expareja del italiano.

Ylenia tuvo su época dorada a raíz de su participación en «Gandía Shore», donde se ganó a la audiencia con su aspecto y sus modales barriobajeros: sin estudios, sin modales, gritona, tremendista, con extensiones y pechos operados. Su papel allí era el de chica mala, y se convirtió en la protagonista de buena parte de las discusiones más encendidas del programa. La alicantina llegó incluso a expulsar a una mujer de la casa rociándola con un insecticida.

A su salida de «Gandía Shore» se convirtió en la tertuliana más codiciada de Mediaset y participó también en «Gran Hermano VIP». De su estancia en Guadalix de la Sierra se llevó una estrecha amistad con Belén Esteban y una relación sentimental con el italiano Fede Rebecchi. También nos dejó a todos un puñado de momentos en prime time en los que daba rienda suelta a su lado más oscuro protagonizando sonadas broncas con otros concursantes, como Ares Teixidó y Kiko Rivera, con el que también convive en el spin off recién estrenado.

De ahí pasó a «Mujeres y hombres y viceversa» y a comentar los programas de al cadena, amén de unos cuantos bolos y varios «Sálvame Deluxe». Sin pelos en la lengua, fue apodada «la nueva Belén Esteban», sobrenombre que ahora se ha ganado otra, Sofía Suescun.

Después de esta etapa Ylenia se retiró entre bastidores y pasó un tiempo a la sombra. El motivo fue que a la joven le detectaron la enfermedad de Crohn, por lo que se vio obligada a frenar su ritmo de trabajo. En pocos meses pasó de cantar una de las canciones del verano en 2016 a cerrar sus redes sociales al público y evitar los comentarios sobre su vida privada.

Un tiempo después reapareció con el propósito de dejar atrás la imagen de chica mala que siempre la ha caracterizado y cambiar de vida. «Cuando los mayores errores de tu vida están grabados para siempre, que alguien me explique cómo pasar página y cambiar de vida», escribió en su perfil de Twitter.

A comienzos de 2018 y tras una temporada en Benidorm, volvió a trasladarse a Madrid. «Me cuido de más, aunque todos debemos cuidarnos», explicaba en enero durante una entrevista. A su enfermedad se unió la ruptura con su por entonces representante, Toño Sanchís: «Viví con él una guerra muy intensa. Me exigía muchísimo y luego él ha tenido la cara de decir que yo era una vaga. Le decía que no podía hacer tantos trabajos y él, que no».

También a principios de año, Ylenia volvía al plató de «Sálvame Deluxe» para reconocer que había sufrido una depresión. «Me vino todo muy grande, tuve que irme a casa», explicó. Frente a la audiencia confesó que tenía la intención de cambiar de vida, que se había «cansado del perfil de rubia y retrasada. Quiero que me tomen en serio».

Si esa es realmente su intención, no parece que vaya a conseguirlo en «Gran Hermano Dúo», donde previsiblemente será una de las concursantes más conflictivas. En todo caso, las próximas semanas veremos si Ylenia ha cambiado o es la misma marrullera que encandiló a la audiencia de «Gandía Shore».