ES NOTICIA EN ABC

Vuelve Aída Nízar: Los mejores momentos de la profesional de los realities más imprevisible

Aída Nízar vuelve a la televisión como concursante de «Resistiré», un reality de la MTV en el que los aspirantes deberán sobrevivir en condiciones extremas para lograr un premio de 500.000 dólares

GTRES
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Más de quince años lleva Aída Nízar siendo uno de los rostros más conocidos de nuestra televisión. Esta vallisoletana de 44 años saltó a la fama en 2003 como concursante de la quinta edición de «Gran Hermano» y, pese a haber sido la primera expulsada de su promoción, se convirtió en una habitual en los programas del corazón y los realities de Telecinco. Nízar ha destacado siempre por su conducta extravagante e imprevisible, una cualidad muy apreciada en el canal de Mediaset. Ha ejercido como tertuliana en «Crónicas marcianas», «TNT», «A tu lado», «Enemigos íntimos», «Sálvame» o «Sábado Deluxe» y ha sido concursante en «Supervivientes 2011» y en «Gran Hermano VIP 2017».

El año pasado se fue a buscar suerte a Italia, donde trabajó para Canale 5, la cadena hermana de Telecinco y también propiedad de Mediaset. Apareció en el espacio de corazón «Domenica Live», antes de convertirse en concursante de la decimoquinta edición de «Grande Fratello», de donde fue expulsada a las pocas semanas de llegar. Tras una temporada alejada de las cámaras, Aída Nízar ha anunciado que estará entre los veinticuatro concursantes de «Resitiré», un reality que MTV produce desde Chile. En el programa los aspirantes deberán sobrevivir en condiciones extremas durante tres meses para hacerse con un premio de 500.000 dólares. Seguramente la vallisoletana de mucho que hablar en su nueva aventura, como ha hecho en todas las anteriores, y aquí hemos recopilado algunas de las mejores anécdotas de Aída Nízar para que la audiencia sepa qué se puede esperar de ella.

«Dios mío»

Nadie recuerda a los otros doce concursantes de «Gran Hermano 5», ni siquiera de su ganadora Nuria Yáñez, pero el breve paso por el programa de Aída Nízar (solamente estuvo once días en la casa de Guadalix de la Sierra) nunca se borrará de la memoria de los espectadores. Especialmente célebre es el momento en que Nízar, tomando el sol en una tumbona, se pone a hablar con la divinidad: «Dios mío, ¿por qué me hiciste así, tan diferente?». No fue su única perla en la casa, donde también amenazó a sus compañeros advirtiéndoles de que « Hitler, a mi lado, no es nadie».

«¿Dónde te gustaría que lo enterraran?»

También en «Supervivientes 2011» Aída Nízar fue la primera concursante expulsada por la audiencia, aunque el programa le dio una segunda oportunidad en la repesca. La ganadora de aquella edición fue Rosa Benito, que estaba en la isla cuando su entonces Cuñado, Ortega Cano, sufrió el grave accidente que lo tuvo debatiéndose entre la vida y la muerte. Durante el concurso Aída Nízar, que había estado en España y sabía lo que le había pasado a Ortega Cano, se puso a hacerle a Rosa Benito una serie de preguntas malintencionadas sobre el tema: «¿A ti dónde te gustaría que lo enterraran?». Jorge Javier dijo que su conducta le daba «asco», «vergüenza». «Si yo estuviera en la calle la hubiera llamado ‘¡hija de puta!’».

Una vida accidentada

Pero Aída Nízar no se mete en líos solamente delante las cámaras, y su vida cotidiana es más o menos igual de estrafalaria. El pasado verano Nízar sufrió el hackeo de su su cuenta de Instagram, en la que tenía miles de seguidores. La vallisoletana era muy activa en la red social, pero de la noche a la mañana su perfil desapareció por completo. Así no solo perdió a sus seguidores, sino también todas las fotografías y vídeos que había subido.

Aventuras en Italia

El paso de Aída Nízar por Italia fue bastante complicado. En Roma decidió bañarse en la Fontana di Trevi, uno de los monumentos más visitados de la ciudad. Nízar se metió en la fuente ante la mirada de la policía, que le llamó la atención y le impuso una multa económica. «Pero ¿sabes quién soy? Yo trabajo en la televisión y esto es muy bonito. Usted sabe perfectamente que soy la mujer que ama su vida», le decía al agente. Unas semanas más tarde sufrió un accidente de moto mientras grababa un vídeo para Instagram. Nízar estaba promocionando uno de sus bolos en una discoteca cuando pierde el control de su ciclomotor y se estampa contra un pequeño muro de algo más de un metro de piedra, llamando la atención de otro conductor, que trató de socorrerla.

Agredida como reportera

Aída Nízar ha hecho de todo en televisión y, aunque ahora nos parezca mentira, en 2012 dirigía la sección de reportajes «Sálvese quién pueda» en «Sálvame». En una de sus andanzas como reportera fue a parar a Robledo, un pueblo de Villareal, para cubrir las denuncias de unas personas que aseguraban que unos gitanos les hacían la vida imposible. Nízar, fiel a su estilo, caldeó en exceso los ánimos y acabó siendo golpeada por una mujer y viéndose obligada a huir del lugar.

Nízar activista

En los últimos tiempos Aída Nízar ha descubierto que puede multiplicar su fama haciéndose abanderada de alguna causa social. El pasado verano interrumpió una misa en Italia para mostrar su apoyo al colectivo LGTBI en la semana del Orgullo Gay y lo compartió en su Instagram. «Son tantas las razones para dar gracias a Dios», escribía en su publicación, «adoro la libertad sexual». Nízar dijo que buscaba reivindicar que la Iglesia aceptase a las personas transexuales y homosexuales.