ES NOTICIA EN ABC

El tono equidistante de Televisión Española en torno a la dictadura de Maduro

La Plataforma por una RTVE Libre y el Partido Popular critican el posicionamiento de la cadena «a favor del chavismo»

Maduro se presentó a la sede del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) para recibir el respaldo de los magistrados
Maduro se presentó a la sede del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) para recibir el respaldo de los magistrados - EFE
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

La huelga de taxis, la trabajosa labor de rescate de Julen y la proclamación de Juan Guaidó como presidente interino. La actualidad ha señalado esta semana como una de las más complicadas desde que empezó el 2019. Como si esto no fuese suficiente, RTVE está recibiendo críticas de sus propios trabajadores, a través de la Plataforma por una RTVE Libre, por su «lamentable posicionamiento» en la crisis que vive estos días Venezuela. La agrupación de profesionales denuncia que la cadena que gestiona Rosa María Mateo se ha posicionado «a favor del chavismo venezolano» en el programa «La noche en 24 horas», que presenta el periodista Marc Sala. El colectivo asegura que se elaboró un «gravísimo paralelismo entre las muertes en Caracas y el papel de la oposición española».

La Plataforma por una RTVE Libre no fue el único colectivo que criticó la cobertura de la cadena. El Partido Popular, a través de su portavoz en la Comisión Mixta de RTVE, Ramón Moreno, aseguró que están demostrando un «sesgo ideológico» que ante esta crisis «la aleja de la vanguardia informativa y la pone del lado de Maduro». Por ello, los populares registraron en el Congreso una batería compuesta por trece preguntas que cuestiona la cobertura informativa y estuvieron dirigidas a la administradora única, Rosa María Mateo, a la que acusan de «sacar a la luz la faceta más sectaria de RTVE». «Es incomprensible que hayan optado en sus programas por defender el chavismo en Venezuela despreciando la neutralidad informativa y abonando la teoría de una intervención norteamericana en esta crisis», sostienen.

Según el Partido Popular, por «prácticas periodísticas como estas se entiende que los espectadores huyan despavoridos de RTVE». Además, reprocharon «la condescendencia del Gobierno de Pedro Sánchez ante el régimen de Maduro, algo que para los populares supone un grave atentado a las obligaciones de servicio público que RTVE tiene encomendadas, y una prueba palpable del peor periodismo militante que hoy se practica en la Corporación».

Entre las preguntas registradas aparece la siguiente: «¿Por qué motivo TVE no ofreció el pasado 23 de enero la cobertura necesaria en sus informativos de los que estaba ocurriendo en las calles de Venezuela sin ni siquiera dar paso a su corresponsal en dicho país?». Desde lo ocurrido, la cadena sí que ha reservado un hueco para hablar sobre en sus principales espacios informativos como las diferentes ediciones de los informativos, en las que reflejan la importancia del tema con extensos reportajes, o «Los Desayunos».

Los populares también querían saber la opinión de la administración única sobre «las afirmaciones vertidas por Xabier Fortes en los "Desayunos de TVE" donde se abonaba a la tesis de que el líder venezolano se había proclamado presidente por una imposición de los EE.UU. son las más neutrales para un director de un programa de los servicios informativos». Sin embargo, Fortes y su equipo subsanaron este error entrevistando a dos miembros de la oposición venezolana (Willian Davila, miembro de la Asamblea Nacional, y Fernando Gervasi, exembajador de Venezuela en España), los cuales explicaron cómo han percibido estos los hechos desde allí.

El inicio del debate

Durante la emisión del pasado miércoles de «La noche en 24 horas», Sala informó de la concentración a la que habían asistido miles de personas en la madrileña Puerta del Sol y en la que reclamaban el reconocimiento de Guaidó como presidente legítimo del país. Para completar la información, «La noche 24 horas» recogió las reacciones de los principales líderes políticos. Se hizo eco de las palabras de Pablo Casado con las que el líder popular reclamó al Ejecutivo «dejar de estar cerca de los dictadores (...) Pedro Sánchez tiene que reconocer a Guaidó como presidente de Venezuela». El espacio informativo también recogió las opiniones de Albert Rivera y Pablo Iglesias sobre la crisis venezolana. «A Trump y a sus aliados no les interesan la democracia y los derechos humanos en Venezuela, les interesa su petróleo. España y Europa deben defender la legalidad internacional, el diálogo y la mediación pacífica, no un golpe de Estado», publicó el líder de Podemos en su cuenta de Twitter.

Sin embargo, la opinión que molestó a la Plataforma por una RTVE Libre fue la de Toni Bolaño, de quien pidieron el cese (junto al del presentador del espacio, Marc Sala). El tertuliano pidió que el Gobierno de Pedro Sánchez tuviera prudencia ante la crisis en Venezuela y a su vez criticó los llamamientos de Pablo Casado y Albert Rivera al apoyo a Guaidó. «Hay que tener mucho cuidado con eso. Maduro es un dictador, sí, pero si ahora las posiciones internacionales van a provocar una matanza en Venezuela... Creo que la posición internacional tiene que ser seria y saber lo que está pasando. La situación en Venezuela es desastrosa, no hay alimentos ni medicinas, el caos es global, sí, pero la comunidad internacional tiene la obligación de medir bien las cosas», dijo Bolaño.

Según asegura el colectivo, «La noche en 24 horas» «se ha posicionado a favor» del régimen de Maduro en Venezuela, como hizo Alberto Garzón en un tuitque ya ha eliminado. El coordinador federal de Izquierda Unida tildó de «golpe de Estado» la autoproclamación de Juan Guaidó y aseguró que espera y desea «que el ejército se mantenga protegiendo la democracia y la paz».