ES NOTICIA EN ABC

Todo es mentira Risto Mejide da marcha atrás y no se presentará a las Elecciones Generales

El publicista fue contundente al presentar el PNLH (Peor no lo haremos), con el que pretendía revolucionar el parlamento

Risto Mejide, en una imagen de archivo
Risto Mejide, en una imagen de archivo
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Risto Mejide, que en los últimos meses ejerce como «guardián» de la ética periodística desde su programa de Cuatro, «Todo es mentira», anunció hace unas semanas la creación de un nuevo partido político bajo las siglas PNLH, que corresponden a la frase «Peor no lo haremos». El publicista afirmó que su programa debía denunciar que «la gente está harta de que le tomen el pelo, de que le engañen y le digan que quieren pactar cuando todos sabemos que no es verdad».

En su alegato, Mejide se preguntó si tenía sentido la creación de un partido político que no busque perpetuarse en el poder. «Cuatro años y nos vamos», sentenció mientras daba a entender que la iniciativa del PNLH se materializaría. «Os anuncio el nacimiento de un nuevo partido político. Hoy nace el PNLH, un partido que sí tiene una ideología: aprobar todo aquello que no han aprobado los que ya están». Tuvo tiempo Risto incluso de anunciar sus primeras medidas si llegara a alcanzar el poder: «Primero, suspensión de sueldo a todas sus señorías mientras no sean capaces de formar un Gobierno. Segundo, que aquellos que sean condenados por corrupción tengan que devolver todo lo que han robado. Tercero, una efectiva separación de poderes. Que los miembros del CGPJ no sean elegidos a propuesta de los partidos políticos, sino por los propios jueces, y que lo mismo ocurra con la Fiscalía General del Estado. Cuatro, acabar de una vez por todas con los sueldos vitalicios que cobran determinados políticos, como los expresidentes del Gobierno. La política debe arreglar el futuro de la gente, no el futuro de los políticos».

Mejide, comparado con el humorista ucraniano Vladímir Zelenski, actual presidente del país, parecía ir en serio con su intento de incursión en el Congreso de los Diputados. Hasta esta semana. El jurado de «Got Talent», recientemente convertido en padre, ha anunciado que da marcha atrás en sus aspiraciones políticas debido al nacimiento de su hija Roma.

«Tengo muchas más dudas que certezas, como toda decisión, necesita muchas dudas que se vayan despejando. Lo iba a comunicar el día dos pero no pudo ser, no ha sido una estrategia para nada. La decisión se basa en diversos factores. No estamos preparados, no tenemos las 57 mil firmas necesarias, no tenemos los 37 integrantes necesarios para la lista, somos más útiles en la televisión y es necesario un programa con sentido del humor», ha aclarado. «Ahora tengo el proyecto más importante de mi vida, un proyecto que no mide más de 50 centímetros ni pesa más de 4 kilos y no hay partido político ni programa de televisión que pueda apartarme de ella», ha sentenciado Mejide para justificar que, al final, incumplirá su primera y única promesa política.