Es Noticia

Supervivientes El tonteo del Maestro Joao y Jorge Javier en la final de «Supervivientes»

El concursante y el presentador tuvieron una conversación muy cariñosa en el plató de «Supervivientes»

Estafa en la final de «Supervivientes»

Sofía Suescun ganadora de Supervivientes 2018

El Maestro Joao y Jorge Javier Vázquez en el plató de «Supervivientes»
El Maestro Joao y Jorge Javier Vázquez en el plató de «Supervivientes» - TELECINCO
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

«Supervivientes» está a punto de conocer quién será el ganador de esta edición de 2017 con unos datos récord de audiencia. Para aprovechar el tirón que ha tenido esta temporada del reality, Telecinco ha decidido repartir en dos noches la gala final, siendo la de este miércoles la destinada a recibir a los concursantes que acaban de volverde su aventura hondureña.

El primero en llegar fue Hugo, pero el más esperado por el público era el Maestro Joao, concursante predilecto de Jorge Javier. Desde que empezó el programa hace ya tres meses, presentador y concursante tuvieron una relación muy buena y las insinuaciones amorosas entre ellas eran constantes sin que llegase a estar claro si estaban bromeando o no.

El vidente entró a plató dando gritiros, abrazando y besando a sus compañeros en la isla y a los familiares y amigos que habían ido a recibirlo. En cuanto se llegó junto a Jorge Javier también le besó y se fundieron en un abrazo que acabó en saltos de alegría: «¡Por fin!», gritaba Joao antes de empezar a bromar con Jorge Javier y su supuesta relación, con el público coreando «¡que se besen!, ¡que se besen!».

«Ahora ya podemos hacernos nuestros», le dijo el Maestro al presentador. Joao habló de su increíble experiencia en la isla: «He recuperado la niñez y la adolescencia. Al principio tenía miedo al rechazo, a la burla, a la humillación, al aislamiento... Es algo que he pasado en mi vida». Joao y Jorge Javier no dejaron de tontear y de lanzarse piropos hasta que este último anunció que era el momento de conocer el nombre del expulsado.

El concursante vino con un regalo para su querido presentador que había cogido en la playa de Honduras, una especie de concha que, según Joao, «da buenas energías». Jorge Javier le dijo que se lo pondría para la gala definitiva del programa, pero le advirtió que «yo no me regalo, ¿eh? La primera noche nunca hago nada». Sin soltarse las manos, Joao le contestó que «si no haces nada podemos leer. Yo te doy lo que quieras».

Hablando del papel de Joao en el concurso, Jorge Javier le confesó que al principio no había creído en él y que nunca habría dicho que llegaría hasta donde llegó. «A mi familia le dije que solamente por saltar del helicóptero ya había ganado porque tengo mucho vértigo», confesó Joao, «pero lo disimulé porque sé que a ti te gustan hombres con mucha testosterona». Jorge Javier corroboró su opinión, asegurando que le gustan «los hombres que empujan, que te rompen la camisa». «¿Ese tipo de hombres te gustan, los que te rompen la camisa? ¡Pues que se prepare el sastre!».