ES NOTICIA EN ABC

Supervivientes Llantos, gritos y dolor: todos los accidentes que han vivido en «Supervivientes»

Muchos concursantes han sufrido incidentes en el concurso y han tenido que regresar a España por prescripción médica

Colate sufre un grave accidente durante una salvaje prueba de «Supervivientes»

Antonio Tejado, gritando de dolor, en «Supervivientes»
Antonio Tejado, gritando de dolor, en «Supervivientes» - MEDIASET ESPAÑA
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

A lo largo de los 17 años de existencia de «Supervivientes», han sido varios los concursantes que han sufrido lesiones importantes dentro del programa. De hecho, incluso, más de uno se ha visto obligado a abandonar después de que los médicos realizaran las pruebas pertinentes. Todo esto llega después de una complicada semana para «Supervivientes», que en una sola semana ha visto como una robinsona ha tenido que abandonar el concurso por problemas de salud, otro que fue aplastado en una prueba grupal y tuvo que ser evacuado en helicóptero y dos salidas de hombro.

La primera en tener que ponerle punto y final a su aventura fue Ángela Bustillo. En el año 2007, la Miss acudió al concurso para probarse a sí misma, pero lo que no sabía es que apenas podría pasar tiempo en «Supervivientes». Fue en el salto del helicóptero donde sufrió la lesión que le llevó de vuelta a España una semana después de haber amerizado. Los médicos estudiaron su hombro y confirmaron que había sufrido un desgarro pectoral por una mala caída al agua, por lo que tuvo que dejar su aventura en «Supervivientes».

Tuvieron que pasar dos años hasta volver a vivir un momento igual de tenso en «Supervivientes». Esta vez el protagonista fue Álvaro Muñoz Escassi. A tan solo tres semanas del final del programa, Escassi se encontraba entre la maleza de la isla, e intento subir una rampa de piedra. Fue entonces cuando, tras intentarse agarrar a una rama que no pudo soportar su peso, terminó cayendo al suelo, con tan mala suerte que sufrió una rotura en el ligamento del tobillo interno.

En 2011, un incidente que tardó en salir a la luz provocó un abandono desgarrador para los espectadores de «Supervivientes». En la edición que coronó Rosa Benito, Tatiana Delgado pudo quedar en tercera posición. Sin embargo, el comienzo del programa fue muy amargo para la actriz. Al saltar del helicóptero, uno de sus pechos sufrió un fuerte impacto, provocando que la prótesis se moviera de su sitio. Tras varios días, tuvo que decir que el dolor que tenía no cesaba y que sabía que algo no iba bien en su pecho, todo ello envuelto en un constante lagrimeo. Por ello, tuvo que regresar a España para comprobar el estado de su seno. Finalmente, como no tenía más que un fuerte hematoma, pudo volvera ser concursante de pleno derecho de «Supervivientes» a lo pocos días.

Habría que esperar hasta 2014 para volver a ver a nuestros famosos de «Supervivientes» sufriendo de dolor por algún accidente. En este caso fue Antonio Tejado el que tuvo que abandonar el programa después de sufrir una aparatosa caída. En esta ocasión, no fue el tobillo sino la espalda la que peor parada salió. El sobrino de María del Monte era incapaz de incorporarse, y como buenamente pudieron, el equipo de «Supervivientes» le realizó las pruebas pertinentes para determinar que debía de volver a España cuanto antes. Ese mismo año, Diego Matamoros sufrió un pinzamiento lumbar y Tony Spina una rotura fibrilar en la pierna, lo que les obligó a seguir el mismo camino que Antonio Tejado en el concurso.

Eliad Cohen, concursante de «Supervivientes 2017» y actor de cine para adultos, tuvo varias lesiones que le fueron condicionando el concurso. En un primer momento, se quedó sin aire tras una de las pruebas de apnea de «Supervivientes», pero es que además sufrió una fuerte torcedura de tobillo durante una prueba de recompensa. Sin embargo, fue la fuerte lesión en el brazo la que le obligó a tener que dejar la convivencia de forma definitiva.

Los abandonos médicos de «Supervivientes»

Pero estos no han sido los únicos concursantes que, por motivos médicos, han tenido que abandonar el programa. En la edición con anónimos, Román Irigoyen se encontraba tan débil y delgado que la organización tuvo que sacarle del concurso para poder darle los alimentos de forma adecuada, teniendo que volver a España. Alberto Santana sufría, por la inanición, unas arritmias que le dejaron fuera de la competición. Tamara Gorro sufrió desvanecimientos por la debilidad, y Kiko Rivera sufría fuertes ataques de gota.

Carmen Gahona fue un caso excepcional, ya que no llegó a iniciar su aventura en «Supervivientes». En el primer programa, antes de los saltos desde el helicóptero, los médicos determinaron que el estado de salud de la viuda de Chiquetete no podía participar en el programa. Esto provocó los llantos de Gahona, que consiguió que la organización de «Supervivientes» le dejara convivir con sus compañeros, pero siendo abastecida de comida.

El último caso ha sido esta misma semana, cuando Violeta ha tenido que ponerle punto y final a su concurso por un problema en la vesícula. A su llegada a España, la habitante de los Cayos Cochinos tendrá que someterse a las correspondientes pruebas para ver cuál es su verdadero estado y, si es necesario, intervenirla quirúrgicamente.