Es Noticia

Sálvame Así se lucra «Sálvame» gracias a la publicidad encubierta

En los últimos años, la CNMC ha condenado a Mediaset a pagar más de un millón de euros por promocionar diversos productos e infringir la Ley General de Comunicación Audiovisual

Belén Esteban y Jorge Javier Vázquez, en «GH VIP»
Belén Esteban y Jorge Javier Vázquez, en «GH VIP» - MEDIASET
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

El pasado lunes, Telecinco sufrió un fuerte varapalo después de que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) anunciase una sanción contra Mediaset de 324.000 euros por la comisión de cinco infracciones graves a la Ley General de Comunicación Audiovisual. Sucedió porque, según la CNMC, Telecinco habría emitido comunicaciones comerciales encubiertas de varios medicamentos y productos cosméticos en la sección de salud «Me encanta cuidarme» de su programa diario «Sálvame», presentado por Jorge Javier Vázquez en la primera cadena de Mediaset.

Según el organismo, Mediaset habría infringido las leyes durante cinco días del pasado año 2014, razón por la cual la CNMC ha decidido sancionar ahora al grupo audiovisual: el 30 de octubre, el 4 de diciembre y los días 6, 13 y 27 de noviembre de aquel año. El estamento, además, carga especialmente contra el propio Vázquez por citar «expresamente» las marcas de los productos, «subrayando que él ya los toma».

Pese a que cabe recurso ante el Tribunal Supremo por parte de Mediaset, no es la única multa de este tipo a las que han tenido que enfrentarse «Sálvame» y el grupo comandado por Paolo Vasile en los últimos tiempos. El pasado mayo, la CNMC multó al gigante audiovisual con 170.335 euros por emitir de manera encubierta publicidad de la revista «Lecturas», en la que Vázquez tiene incluso un blog. Una sanción que se hizo pública en febrero, pero que terminó por ratificarse tres meses después.

Además, y de acuerdo con PRNoticias, el organismo inició entonces «dos expedientes sancionadores más» contra el programa. Lo hizo por la emisión de «contenido no apropiado para el horario de protección» en distintos días de enero y febrero de este año. Según Competencia, las horas de emisión del programa podrían no corresponderse con el contenido que se emite en ellas. En ese sentido, también se le abrió un nuevo expediente por «excederse en el tiempo de publicidad».

Por si fuera poco, el pasado mes de junio, el grupo fue condenado a pagar 118.728 euros por emitir publicidad de bebidas alcohólicas en su franja vespertina. El gigante audiovisual, no obstante, no guardó silencio. Tras las multas por el caso de la publicidad de «Lecturas» y la de las promociones de bebidas alcohólicas, el grupo emitió un comunicado en el que tachaba las sanciones de «desproporcionadas, arbitrarias, injustificadas y con imputaciones antijurídicas».

Más allá de ello, hace dos años el grupo audiovisual se enfrentó a una multa similar por «publicidad encubierta de productos de belleza» en «¡Qué tiempo tan feliz!», el programa que presentaba María Teresa Campos. En aquella ocasión, la cuantía económica ascendió a 600.006 euros. Por el mismo motivo, en 2013, Mediaset tuvo que volver a rascarse el bolsillo por una nueva sanción a su serie diaria «Escenas de matrimonio».

Aparte de la cuestión económica, hace solo unas semanas el grupo tuvo que hacer frente a una demanda de SOS Racismo ante la CNMC y la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) por el «racismo» de los concursantes de su programa estrella: «Gran Hermano VIP». La denuncia llegó tras declaraciones de algunos participantes, como Suso Álvarez o Ángel Garó, que cargaron contra Miriam Saavedra o Asraf Beno por cuestión de raza.