ES NOTICIA EN ABC

Sálvame A Belén Esteban le crecen los enemigos: «No me gusta lo que representa en televisión»

«Tú no entiendes por qué Belén tiene éxito en televisión y me parece un mensaje clasista porque tú crees que ella es inferior», la defendió en Sálvame Mila Ximénez

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

La «princesa del pueblo» lleva décadas rotando por las diferentes cadenas, demostrando que, aun sin Jesulín de Ubrique, tiene cuerda para rato. Lejos de agotar su rentabilidad mediática, más por sobreexposición que por un cambio sustancial en los gustos televisivos, Belén Esteban sigue al pie del cañón, ganando realities y siendo la cabeza de cartel de todas las tertulias del corazón de Mediaset como Sálvame.

Y, de vez en cuando, si se queda sin fuelle, se somete al juicio del polígrafo o cuenta detalles sobre su boda. Pero su tirón entre el público y su evidente filón para las audiencias no la hace plato de buen gusto para todos. Ni siquiera para sus compañeros.

Al periodista Antonio Montero no le interesa lo más mínimo la boda de Belén Esteban y así lo hizo saber este viernes en Sálvame, para disgusto de compañeros de la de Paracuellos como Mila Ximénez, que no dudó en criticar la acérrima crítica del colaborador: «Tú no entiendes por qué Belén tiene éxito en televisión y me parece un mensaje clasista porque tú crees que ella es inferior».

«A mí no me gusta lo que Belén representa en televisión y tengo derecho a decirlo y, además, no me ha gustado nunca. A mí me gusta el esfuerzo, me gustan las cosas que se consiguen de otras formas», explicaba Montero. «Belén y yo no hemos llegado aquí de la misma manera. Ella tiene el mérito de haber conseguido estar donde está simplemente por el hecho de haber estado con un torero conocido. Además ha explotado el tema hasta la saciedad». La compañera de Belén Esteban en Sálvame, continuó su ardua defensa: «Y nosotros también hemos ganado mucho dinero con ella».

«A mí me parece que para salir en televisión se debería exigir una mínima cierta cosa (...) Pero a mí, ver a Belén opinando sobre ciertos asuntos me chirría, siempre me ha chirriado y no es una cuestión de clasismo es una cuestión de valorar», continuó diciendo en Sálvame, ajeno a las críticas.