ES NOTICIA EN ABC

La realidad que esconden los grandes mitos

Lorenzo Fernández Bueno, discípulo de Jiménez del Oso, presenta «Enigmas de nuestra historia» en Dmax

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Cuando Lorenzo Fernández Bueno era pequeño, sentía una gran fascinación por los programas de enigmas que presentaba Fernando Jiménez del Osoen lo que por aquel entonces era el UHF. «Este hombre no solo hablaba de misterio, sino que hizo grandes series sobre México y Perú y mostró lugares a los que muy poquitos habían tenido la suerte de viajar. Tener acceso a esa información despertó en la mente de un chaval de 12 años una curiosidad tremenda. Entonces empecé a buscar toda la información sobre esos temas que había a mi alcance. Después decidí convertirme en periodista, en uno apasionado con todo lo que tiene que ver con la historia», relata el escritor. Con estos antecedentes, no es de extrañar que Fernández Bueno se haya puesto al frente de «Enigmas de nuestra historia», la nueva serie de misterio de Dmax (mañana, 22.30) que buscará la base real de cinco grandes mitos de la Antigüedad: la Atlántida, el mapa secreto de Colón, el Santo Grial, la Mesa de Salomón y La Garduña. Todos ellos relacionados de alguna forma con España.

«Parto de la idea de que la leyenda es la forma que tenía el hombre del pasado de contar la historia. Antes no todo el mundo sabía leer y tenía acceso a la cultura. Había quien se encargaba de relatar los hechos y los adornaba para llamar la atención. Podría incluso manipularlos, pero dentro de esa exageración hay un sustrato real, y de ahí hemos tirado», apunta el también director de la revista «Enigmas» y «Año Cero»

¿Es posible hablar con rigor de asuntos relacionados con el misterio? «Claro, no hemos querido quedarnos en contar, porque eso lo ha hecho mucha gente. Nosotros queremos buscar y sobre todo encontrar. Por eso, aunque hay periodistas y escritores, casi todos nuestros entrevistados son científicos, antropólogos, arqueólogos, catedráticos de geología... que de una forma muy abierta se han atrevido a narrar sus propias investigaciones», añade Fernández Bueno. De hecho, para realizar cada entrega de la serie han hecho más de 45 entrevistas a expertos. Por este motivo, en su opinión, el programa es también apto para escépticos. «Yo mismo como periodista soy muy escéptico, si no tengo el dato no me lo creo. Pero algunos los hemos encontrado. No vamos a decir que la Atlántida existió, pero sí que hubo una civilización que sufrió un evento similar y pudo dar pie a la leyenda», reconoce el periodista, que subraya que en esta serie no hay cabida para lo ufológico ni lo paranormal.

Para seguir estos rastros de leyenda, los miembros de este equipo, que tienen «alma de reporteros», han recorrido 30.000 kilómetros en tres meses, visitando diversos puntos de España, Francia, Portugal, Italia e Israel. Además, han contado con 125 actores de figuración que han rodado hasta 35 recreaciones históricas. «Lo divertido de los enigmas es que nunca se resuelven, si no sería aburrido. Nunca vamos a tener la certeza de que hemos llegado a la verdad absoluta. La historia hay que ir reescribiéndola», plantea.

Herederos de Jiménez del Oso

Aunque «no coincida en las temáticas a tratar» con Iker Jiménez, el gran periodista televisivo del misterio, Fernández Bueno y el presentador de «Cuarto Milenio» dieron juntos sus primeros pasos en el mundo del misterio. «Nos conocimos con 14 años en el instituto y a ambos nos contrató Jiménez del Oso cuando dirigía “Enigmas”. Él nos transmitió la idea de divulgar. No podemos ir a las verdades absolutas, sino que como periodistas tenemos que mostrar el dato, el argumento, porque esto no es una cuestión de fe. Íker ha abierto un abanico amplio y ha logrado que los adolescentes se interesen por estos temas. Todo lo que contribuya a que la gente preste atención a la astronomía, la ciencia y la historia, bienvenido sea», sostiene este enemorado de la radio y su capacidad para despertar la imaginación del público.

Aunque de momento solo va a intentar desentrañar cinco grandes secretos históricos en Dmax, Fernández Bueno ya tiene en mente investigar nuevos enigmas, como el origen de la Sábana Santa, el Arca de la Alianza e incluso el Yeti.