ES NOTICIA EN ABC

Los programas que imitaron al cancelado «Show de Jeremy Kyle»

El espacio, que había sido líder durante 14 años, fue cancelado tras el suicidio de uno de sus invitados

Jeremy Kyle, en su programa
Jeremy Kyle, en su programa
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Los espacios televisivos que se aprovechan de la miseria humana para conseguir altos datos de audiencia son muchos. «The Jeremy Kyle Show» es uno de ellos. El matinal, emitido en la cadena ITV, ha sido la estrella de las mañanas británicas (con un promedio de un millón de espectadores) durante los últimos 14 años. Hasta la semana pasada. El suicidio de uno de sus participantes, que acudió al programa para demostrar sin éxito que no había sido infiel a su pareja, ha hecho que los espectadores muestren la repulsión y rechazo que les produce el programa que popularmente se conoce como el «porno de la pobreza».

La propia web de «The Jeremy Kyle Show» anunciaba que buscaba a invitados que quisieran acudir al plató del programa para discutir asuntos de pruebas de ADN y detector de mentiras; para intentar resolver peleas con antiguas parejas por custodia de los hijos, problemas amorosos o adicciones; incluso dejaban un breve espacio para las reconciliaciones más llamativas. Las historias que el programa de la ITV ha contado podrían haber salido de la sitcom más disparatada. Como la Paul y Lee, una pareja que descubrió que eran hermanos gracias a una prueba de ADN.

La fórmula de su éxito es sencilla. Personas sin demasiados recursos dispuestas a airear sus miserias y un público seleccionado a conciencia para provocar escándalo. Pero esta receta no la inventó Jeremy Kyle. La primera vez que se utilizó en la televisión fue en 1991 y, como no, en Estados Unidos. Jerry Springer no solo era un llamativo multimillonario que había «tonteado» con la política, también era la viva muestra del cinismo en el espectáculo. «The Jerry Springer Show» estuvo en emisión 27 años, hasta julio de 2018.

Lo más parecido que hemos tenido en España a este talk show ha sido «El diario», también conocido como «El diario de Patricia». El programa, emitido en Antena 3 durante diez años, se convirtió en el espacio perfecto para conocer a un ciberligue o para decir a esa persona aquello que no te atreves por temor a su reacción. Pero también hubo reproches, insultos y algún que otro guantazo provocados por supuestas infidelidades.

El programa de Antena 3 nos dejó momentos que ya forman parte de la historia de la televisión. Como la de Esther, que aseguraba haberse quedado embarazada mediante una inyección de espermatozoides. La joven intentó convencer a Jordi de que esto había sucedido tras haber compartido unas horas en una habitación de un hotel sin que sucediera nada. «Al principio me lo creí», aseguró el invitado.

También recordamos la historia de María del Mar, también conocida como «sus propios amigos la llaman fea». Dos de sus amigos engañaron a la andaluza para que acudiera «El diario» y así poder decirle delante de toda España que sí, que es fea, pero que se arreglase un poco más. «Si ella se ve fea, la va a ver fea todo el mundo. (...) Ligar liga mucho, pero por facilona», aseguró.

«El diario» se convirtió en objeto de crítica y risas a partes iguales. Aunque muchas de estas historias las recordamos con cariño, fueron otras muchas las que nos impactaron por su lenguaje fuera de tono o la violencia desmesurada (pese a los intentos que hicieron sus distintas presentadoras). Gran parte de estas peleas las provocaban supuestas infidelidades. Esteban acudió al programa con intención de reprocharle a su pareja la forma con la que trataba a otros hombres. Lo que no se imaginaba es que Miriam le iba a contestar. «¿Y con la Rosa que pasa? Que le dijiste de quedar para tirártela a solas», le dijo antes de darle una bofetada. Recordamos que el programa se emitía durante la tarde; es decir, dentro del horario infantil.