ES NOTICIA EN ABC

La tremenda metedura de pata de «Maestros de la Costura»

El talent show de La 1 comete un error durante la prueba grupal del pasado lunes

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Que «Maestros de la costura» nos está enseñando todo lo que pensábamos que jamás aprenderíamos del arte de coser (incluso sin tener ni idea de como enhebrar una aguja) es verdad. Pero también es cierto que hacer un talent show tan complejo como este tiene sus «riesgos». Y es que con él te aseguras tener a gente con mucho conocimiento sobre la materia entre los espectadores. ¿Qué ocurre si eso pasa? Pues que si te dejas una puntada sin hilo, lo verán rápidamente.

Así ha ocurrido con un error que comentieron durante el programa del pasado lunes. Para el reto grupal, los once aspirantes visitaron los talleres del grupo MIRTO, empresa fundada en 1956 que actualmente comercializa en más de 25 países y que en 2014 recibió el Premio Nacional de Moda. Allí, tuvieron que reproducir dos modelos diferentes de camisa: una de cuadros y otra de pececitos. Para la prueba, cada grupo necesitaba un capitán. Luisa, ganadora del estresante reto individual, fue una; mientras que Anna, perdedora de la misma, fue la otra.

«Tenéis piezas que no están bien cortadas así que más vale que volváis a cortar y lo arregléis», advertía Caprile. Por ello, dos de las empleadas con más experiencias de la empresa fueron a «identificar defectos en las prendas». En el caso del equipo de Anna era la espalda; en el de Lucía era el canesú (la parte de los hombros de la camisa). Sin embargo, las jefas de taller decidieron no hacerles caso y presentar la camisa terminada con un error que arriesgarse a que se quedara sin terminar.

Jaime decidió sacar las garras durante la prueba. Él estaba seguro de que el canesú había que cortarlo al contrahilo. «Toda mi vida las he visto cortar a contrahílo», insistía. Sin embargo, el patrón y las jefas de taller de Mirlo afirmaban que había que cortarlo al hilo: «No se trata cómo tú lo veas, sino de cómo se hace aquí. Lo que pretendemos es hacerlo lo más parecido a cómo se hace aquí, y aquí el canesú se corta al hilo». Como sabéis, este detalle pasa desapercibido ante el espectador medio, pero es un detalle muy importante ya que si cortas el patrón del canesú al hilo lo haces en la misma dirección de la urdimbre de la tela. Es decir, el dibujo de la camisa estará todo en la misma dirección.

Vale. Puede que los canesús –en general– se corten a contrahilo, pero en Mirlo sean al hilo. «Has puesto a tu equipo en un serio peligro porque crees que sabes mucho. No vale intentar mangonear. Los mayores fallos de mi carrera han sido por culpa por el bendito ego», le espetó Lorenzo Caprile. Pero si ves cualquier camisa de Mirlo se puede observar (hasta sin tener demasiados conocimientos de costura) que el canesú no casa con el resto de la prenda, es decir, está cortada a contrahilo.