ES NOTICIA EN ABC

First Dates El cruel veredicto de un comensal de «First Dates»: «Mi ex parece su hija»

Antonio, uno de los comensales este jueves en el programa de Carlos Sobera, no se mostró muy satisfecho con su cita

Antonio, este jueves en «First Dates»
Antonio, este jueves en «First Dates» - MEDIASET
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Este jueves, «First Dates» y sus solteros volvieron a las noches de Cuatro para que Carlos Sobera y su equipo ayudasen a algunos de ellos a encontrar sus medias naranjas. Una premisa que no fue nada sencilla, al menos en varios casos.

Especialmente, en la cita que tuvieron Antonio y Manuela, la pareja más veterana de la noche en «First Dates». El hombre, de 68 años, natural del municipio granadino de Salobreña y colaborador de entidades como Cruz Roja llegaba al programa dispuesto a reencontrarse con el amor, tras haberse divorciado hace un año después de más de cuatro décadas de matrimonio. Y el programa, que no tuvo su mejor ojo, le emparejó con Manuela, una mujer sevillana de 66 que también llegaba al programa buscando emparejarse.

La cena entre ambos comenzó bien, aunque no tardó en torcerse, cuando Antonio preguntó a la mujer por su edad. «Pero, ¿qué edad tienes?», preguntó el hombre. «Yo 66», contestó Manuela. La respuesta de la señora sorprendió al hombre... incluso más de la cuenta. «Me parece que tiene más años de los que ella dice», comentó con rotundidad, ante las cámaras del programa. «Mi expareja tiene 62 años y parece al hija de ella», prosiguió, con la misma contundencia.

Tras ello, ambos comenzaron a hablar sobre sus vidas pasadas. «Me casé muy enamorada, pero mi expareja me defraudó y después... nada. No he rehecho mi vida, porque no he encontrado a nadie», comentó Manuela. «Lo que han querido es un rollo de una noche y sexo, ¡y a mí eso no!», siguió diciendo la mujer, ante la atónita mirada de Antonio, en «First Dates».

A continuación, fue el hombre, padre de tres hijos (de los que solo sobrevive uno) el que expuso su situación sentimental. «Yo he estado casado 44 años. Me casé en el 74 y he tenido pareja hasta que me he divorciado, hace un año. Una mujer estupenda, luchadora y trabajadora. Pero la vida da muchas vueltas», espetó. Un comentario que no sentó del todo bien a la mujer. «Creo que todavía esa herida no está cerrada del todo», espetó Manuela.

La velada terminó de saltar por los aires cuando Antonio preguntó a la mujer por su pensión, lo que incomodó especialmente a Manuela. «Jamás le preguntaría en una primera cita lo que él cobra, o lo que gana todos los meses, porque puede parecer que voy por el interés. No me parece respetuoso», comentó la mujer, ante las cámaras de «First Dates».

El veredicto de ambos parecía claro... y las apariencias no engañaron. Ninguno de los dos quería una segunda cita. «Considero que es una mujer con la que se puede hablar de cualquier cosa. Pero no tendría una segunda cita contigo, porque no he tenido "feeling"», comentó Antonio. En su decisión fue en lo único que coincidieron durante toda la noche. «Por mi parte, tampoco ha habido "feeling". Para una amistad sí, si nos vemos algún día, porque es una persona agradable... pero ya está», rubricó Manuela, para cerrar su cita en «First Dates».