Es Noticia

First Dates Una comensal se niega a cenar con su pareja: «Físicamente no me gusta nada»

Antonia quiso levantarse de la mesa en cuanto vio llegar a Dani

CUATRO
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

«First Dates», con Carlos Sobera al frente, sigue empeñándose en su tarea de erradicar la soltería en España. Tarea difícil la suya, pero no es esa razón paa claudicar. Por el plató de Cuatro han pasado los personajes más excéntricos que uno pueda imaginarse, y no pocos de ellos se han ido del programa acompañados. Ninguna misión es imposible.

En el programa de este jueves tuvo lugar en el restaurante de «First Dates» un rechazo de una dureza que hacía tiempo que se veía. La responsable fue Antonia, una pescadora barcelonesa de 26 años que ya al llegar reconoció ser una persona «un poco agresiva». La joven buscaba a una pareja estable con la que asentar la cabeza, y estaba decidido a poner a prueba al aspirante teniéndole un mes sin relaciones sexuales. No tuvo reparos en reconocer que lo primero en que se fija de un hombre es un físico, y dijo que llegaba para buscar a un hombre alto y que se cuidase.

El equipo del programa quiso emparejarla con Dani, un soldador barcelonés de 36 años que ya de primeras no parecía pegar mucho con Antonia. Él llegó cuando Antonia ya estaba sentada a la mesa mirando a la puerta de entrada, para ver llegar al candidato. Apenas había puesto Dani los pies en el restaurante cuando Antonia gesticuló para dirigirse a la camarera y dejarle claro que no le gustaba. «Físicamente no me gusta nada, porque es gordito y no se cuida», dijo Antonia, haciendo gestos para que no se lo trajesen a la mesa.

Él, pese al rechazo, dijo que quería tener la cita de todos modos, pero ella se negó. «No se parece en absoluto a mis ex», argumentó, «y encime no me gusta el jersey que llevaba, que se le notaban los michelines». La camarera le sugirió que le diese una oportunidad charlando con él, pero ella insistió y quiso marcharse. «Me ha dolido que me rechazase», reconoció Dani.