ES NOTICIA EN ABC

¿Qué fue de Eddie Murphy, el rey de la comedia de los ochenta y los noventa?

El reconocido intérprete, nominado a un Oscar y ganador de un Globo de Oro, lleva varios años alejado de la gran pantalla

Eddie Murphy, en «El profesor chiflado» - Vídeo: Eddie Murphy es el actor menos rentable
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Pocos actores tuvieron tanto éxito en las dos últimas décadas del pasado siglo como Eddie Murphy. Especialmente en comedia, un género en el que el intérprete neoyorquino destacó sobremanera en los ochenta y los noventa, llegando a convertirse en uno de sus máximos exponentes gracias a su trabajo tanto en cine como en el aclamado espacio televisivo «Saturday Night Live».

Éxitos como «Entre pillos anda el juego», «Superdetective en Hollywood» (y sus dos secuelas), «El príncipe de Zamunda», «Su distinguida señoría», «El negociador» y la que fue su debut, «Límite: 48 horas», elevaron a Murphy a la cima de la gran pantalla, en la que supo mantenerse con «El profesor chiflado», «Bowfinger, el pícaro» y «Doctor Dolittle». Su carácter y afabilidad, aparte de ello, le llevaron a poner su voz a dos de las películas de animación más aclamadas de las últimas décadas. Trabajó para Disney en «Mulan», donde puso voz al dragón Mushu; mientras que se puso a las órdenes de Dreamworks con «Shrek», en la que interpretó a Asno.

Eddie Murphy, en «Límite: 48 horas»
Eddie Murphy, en «Límite: 48 horas»

Así, el actor, que por entonces ya había sido nominado cuatro veces al Globo de Oro, no dejaba de acumular, uno tras otro, sonados éxitos en taquilla. Hasta que llegó su primer batacazo: «Pluto Nash», vapuleada por la crítica y el público. Tras ello, protagonizó la divertida «Papá Canguro» y volvió a ponerse a las órdenes de Disney en la película de acción real «La mansión encantada», que también recibió críticas muy duras.

Luces y sombras

Después de ello, Murphy trató de reconducir su carrera. Lo consiguió, hasta el punto de que su trabajo en «Dreamgirls» le reportó su primer Globo de Oro, a la quinta, y también su primera nominación al Oscar en 2007. Después, escribió y protagonizó «Norbit», que fue nominada al Oscar a Mejor Maquillaje y con la que el actor intentó retornar a su faceta más divertida. La cinta, no obstante, volvió a ser duramente atacada por la crítica, igual que su siguiente filme, «Atrapado en un pirado».

El veredicto parecía claro: Murphy había perdido su corona de rey de la comedia. Su trayectoria siguió sin remontar, hasta el punto de que en los últimos ocho años solo ha aparecido en cuatro películas. La última, «Mr. Church», en 2016, hace ya tres años. La que vino antes, «Beverly Hills Cop», fue lanzada directamente para televisión como la continuación de «Superdetective en Hollywood», veinte años después de la última secuela del filme que había visto la luz.

El actor, en «Doctor Dolittle»
El actor, en «Doctor Dolittle» -

Su retorno a la gran pantalla, no obstante, se espera para dentro de unos meses, cuando protagonizará «Dolemite is my name», de Craig Brewer. Mismo director que prepara la secuela de «El príncipe de Zamunda», que volverá al cine más de treinta años después de la película original. Y hablando de secuelas, Murphy también protagonizará «Triplets», junto a Arnold Schwarzenegger y Danny DeVito, la segunda parte de «Los gemelos golpean dos veces», aquella comedia que los dos últimos protagonizaron a finales de los ochenta, así como una nueva película de «Superdetective en Hollywood». Aunque más allá de ello, no se esperan más trabajos próximamente de un actor que conquistó Hollywood hace tan solo unos años.