ES NOTICIA EN ABC

El coste de «MasterChef» y otros detalles de las cuentas de TVE

El Tribunal de Cuentas hizo público ayer el Informe de fiscalización de la producción propia de RTVE de los años 2014-2016

MasterCHef
MasterCHef - TVE
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

El Tribunal de Cuentas hizo público ayer el Informe de fiscalización de la producción propia de RTVE correspondiente a los ejercicios 2014 a 2016; documento en el que detalla la gestión de la cadena estatal. Además, el organismo pormenoriza los gastos en programación que realizó TVE entre 2014 y 2016.

En el primer año analizado invirtió 539 millones de euros, cifra que ascendió hasta los 566 en 2016. La 1 se llevó la mayoría de los recursos de la pública: 331.654.707 euros en 2014, 355.679.088 en 2015 y 408.630.729 en 2016. La 2 ronda los 70 millones y el Canal 24 Horas oscila entre los 25-30.

En cuanto al origen de la producción, la propia ha pasado de 335 millones en 2014 a 386 en 2016, mientras que la mixta y ajena han bajado de 142 a 120 y de 60 a 59 millones, respectivamente.

El informe también analzia con ejemplos el coste de algunos programas como «Águila Roja» con un coste cercano a los 600.000 euros por temporada y «MasterChef», que pasó costar 250.000 euros por entrega en 2014 a 371.000 en 2017. La edición VIP alcanzó los 469.000. Además, precisa el gasto en derechos deportivos que TVE ejecutó esos tres años.

Aspectos mejorables

Sobre las cuentas, la mayor «ineficacia» que detecta el organismo es la ausencia de un contrato-programa, hoja de ruta que detallaría, entre otros, el plan estratégico de la Corporación, sus objetivos, los medios a emplear para cumplirlos, las obligaciones específicas de cada canal, los recursos destinados a la estructura territorial, las disponibilidades financieras para gestionar la programación en relación a las audiencias, la estructura y dimensión de RTVE para cumplir los objetivos de servicio público y los efectos que han de derivarse del incumplimiento de los compromisos acordados.

El Tribunal «no tiene constancia de que la Corporación haya instado al Gobierno o haya realizado actuaciones para alcanzar el acuerdo» sobre este contrato, que debe pasar por las Cortes, según se prevé en la Ley de RTVE. En su opinión, este documento ayudaría a la cadena a corregir algunas deficiencias en la gestión. El último se aprobó en 2008.

No obstante, el Tribunal de Cuentas también reconoce que la cadena pública ha atendido recomendaciones anteriores que han logrado «adecuar los procedimientos a una gestión más eficiente y racional» y controlar mejor las liquidaciones con productoras externas. En relación con la producción ajena, recomiendan encarecidamente a TVE usar la opción de auditar algunos contratos (como hicieron en 2016 con «Cuéntame») y poner en marcha «elementos fiables» que garanticen el uso de recursos ajenos solo ante la falta de los propios, vigilando especialmente que no se «infrautilicen» estos últimos.

Asimismo, el tribunal presidido por Ramón Álvarez de Miranda anima a RTVE a «realizar estudios sobre audiencias y costes para cada franja» que permiten racionalizar los costes, teniendo en cuenta parámetros como «la rentabilidad social y el coste de oportunidad de la programación».

A propósito de la audiencia, el Tribunal de Cuentas ha percibido que TVE, en algunas ocasiones no paralizó la producción de algunos programas que estaban por debajo del umbral de audiencia acordado, aunque reconoce que no siempre es eficiente, ya que en ocasiones estas ineficiencias se detectan cuando ya hay otros producidos, por lo que no existiría ahorro. En relación a los resultados de los audímetros, el organismo también afea a la cadena pública que ofreciese programas deportivos de elevado coste (entre ellos los Juegos Olímpicos de Río 2016) en Teledeporte lo que, a su juicio, «implica bajas audiencias». También advierte de la presencia de publicidad en algunos de estos acontecimientos deportivos, práctica ante la que recomienda a TVE «extremar su vigilancia».