ES NOTICIA EN ABC

Tu cara me suena Kiko Rivera revela en «Tu cara me suena» sus secretos para el éxito

El artista visitó el talent show de Antena3 para asesorar a David Amor en su interpretación del nuevo tema del andaluz

Kiko Rivera junto a Manel Fuentes y Diana Navarro durante su visita a «Tu cara me suena»
Kiko Rivera junto a Manel Fuentes y Diana Navarro durante su visita a «Tu cara me suena» - ANTENA 3
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Kiko Rivera pisó este viernes por primera vez el escenario de Tu cara me suena, que en esta ocasión contó también con la visita de San Basilio, Ana Belén, Maroon 5 y Taylor Swift. El talent show de Antena3 fue la pasada semana líder absoluto en su franja con 2.117.000 espectadores y 16,3% de cuota

Tu cara me suena no se cansa de apuntar cada vez más alto, y esta semana presentó su nuevo plató, más alto y más profundo, aumentando el tamaño de las pantallas y cambiando y ampliando las conocidas escaleras del programa de Antena 3. Además, el nuevo escenario será capaz de albergar a más público en sus gradas hasta albergar a más de 530 personas.

La primera en subirse a la palestra fue Lucía Gil, vencedora de la gala de la semana pasada, se puso en el pellejo de Taylor Swift y su «Look what you made me do». Vestida de negro y envuelta en diamantes, Gil fue la encargada de procurar una primera descarga de ritmo al hasta el momento adormecido público.

Otra de las habituales responsables de los número más divertidos, la Terremoto de Alcorcón, se marcó una simpática interpretación del «Viva la gente», de Rosalía. Con el plató revolucionado, como siempre que Terremoto está sobre el escenario, la de Alcorcón, muchos de los presentes se unieron a la artista y se lanzaron a mover la cadera junto a los bailarines.

David Amor, el concursante con más gancho y menos talento de esta edición, tuvo el privilegio de ser tutelado por Kiko Rivera, que participó en el show de su pupilo. El actor gallego obtuvo en primicia algunas de las lucidísimas claves para el éxito del hijo de la Pantoja: «Pues yo me muevo un poco como así, no sé...Y hay que decir cosas como "Kiko Rivera", "ahí está mi gente"...Así lo harás bien» Aparte, claro, estaba el vestuario, y Rivera quiso regalarle al actor un horrendo suéter negro estampado con cadenas de oro. El célebre dj, con su habitual gracia y desparpajo, análoga a la de su imitador, rompió las reglas del programa y se unió a Amor en su actuación. El gallego, además, insiste con sus invitaciones a cenar a Chenoa, persistentemente recusadas. Al final del programa, Amor arrancó con una cancioncilla que decía «Chenoa, atiende, tenemos la cena pendiente».

También hubo sitio para momentos emocionantes en la gala, especialmente a la hora del homenaje al cantautor canadiense Leonard Cohen, del que se cumple ahora el primer aniversario de su muerte. Raúl Pérez interpretó, con la misma elegancia que caracterizaba al artista, su «Dance me to the end of love». El jurado apreció el esfuerzo de Pérez y, como dijo Latre «ha sido una grandísima interpretación de grandísima dificultad».

Entre Diana Navarro, Fran Dieli, Miquel Fernández y Raúl Pérez estaba el debate sobre quién ganaría. Al igual que sucedió la semana pasada, dos concursantes, Dieli y Fernández, empataron a puntos siendo finalmente el segundo el ganador al haber recibido el voto del público.