ES NOTICIA EN ABC

Aluvión de nuevos proyectos en TVE: luz verde a dos nuevas series y tres programas

El último Consejo de Administración de la temporada ha cerrado el presupuesto de 2018, que recupera los niveles precrisis

Imagen de «Don't ask me ask Britain»
Imagen de «Don't ask me ask Britain» - ITV
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Antes de tomarse un descanso veraniego, el consejo de administración de TVE aprobó ayer un aluvión de estrenos de ficción y entretenimiento para el próximo curso así como el presupuesto para 2018, que supera los mil millones de euros, cifra que no alcanzaba desde 2012. De esta forma, la cadena se refuerza de cara a una temporada que estará marcada, a priori, por cambios en la alta dirección derivados del nuevo sistema de elección del presidente de TVE.

Ficción

El área dirigida por Fernando López Puig comenzará a producir dos nuevas series: «Alma Mater» y «El continental», ambas destinadas al horario de máxima audiencia de la cadena, ya que cuentan con un presupuesto «cercano a los cinco millones de euros» y en torno a «una decena de episodios». La primera, ambientada en los años veinte y firmada por Boomerang, habla de los cambios sociales de la época y el avance en los derechos de la mujer. La segunda, de la productora de «Perdóname, Señor», cuenta una historia de amor en un café espectáculo de la misma época.

Programas

En el ámbito del entretenimiento, TVE ha dado luz verde a la producción de tres nuevos formatos: «Crush», «¿Y tú qué opinas?» y «El Forastero» y ha aprobado la renovación de nuevos episodios de «El programa de José Mota» y su correspondiente Nochevieja y nuevas entregas de «Españoles en el mundo».

En cuanto a las novedades, destaca «¿Y tú qué opinas?», un espacio de debate producido por Zebra que adapta el exitoso formato inglés «Don’t Ask Me Ask Britain». En él, dos equipos deben convencer al público para que apoye sus argumentos sobre una pregunta social o política.

Por su parte, «Crush» es un formato español en el que cuatro concursantes con una relación sentimental entre sí competirán para lograr el bote final. Para conseguirlo, deberán responder a siete preguntas y colocarse debajo de la respuesta correcta en cada una de ellas. Si fallan serán «aplastados» por una enorme caja fuerte colgada sobre ellos y perderán miembros de su equipo. Solo aquellos que se hayan colocado en la respuestas correctas podrán aspirar a ganar el premio final. Alemania, Estados Unidos, Francia e Italia ya trabajan en la adaptación de este formato producido por Mediapro y Phileas Productions.

La última novedad llega de TV3. «El forastero» (Brutal Media) sigue a un monologuista ambulante que recorrerá pequeños pueblos de España con el objetivo de descubrir la esencia de sus habitantes. Para ello, pasará 48 horas con ellos y tendrá que cumplir un reto: interpretar un monólogo hecho a medida de cada lugar.

Presupuestos

Los consejeros también aprobaron el presupuesto para 2018, que prevé lograr unos ingresos de 1001,15 millones de euros, cifra que no alcanzaban desde 2012. Las aportaciones del Estado se mantienen en los 342,87 millones, mientras que los ingresos procedentes de las operadoras de televisión y de telecomunicaciones suben hasta los 601,28 millones de euros. Los ingresos por patrocinios supondrán, estima TVE, 53,92 millones de euros. En cuanto a los gastos, planean invertir 360 millones de euros en programas, lo que, sumado a los 80 millones de euros procedentes de la deducción del IVA, permitiría a TVE, según sus propias estimaciones, alcanzar el nivel de compras e inversión en contenidos de 2010. Los gastos de personal, la mayor partida de la corporación, sufren un ligero incremento respecto a 2017 como consecuencia de los deslizamientos producidos por la antigüedad.

José Antonio Sánchez, presidente de TVE, subrayó el «excelente comportamiento» de las finanzas del grupo, aunque consejeros como Miguel Ángel Sacaluga denunciaron el «carácter conservador» de los presupuestos y la externalización. «La aportación del Estado no ha subido, pese a que en los últimos años ha caído un 46 por ciento», argumenta.