Es Noticia

La actuación más «erótica» de «Tu cara me suena»

Ricky Merino imitó en la duodécima gala de «TCMS» a su amiga Mimi, una de las favoritas del programa de Antena 3

Mimi en Tu cara me suena
Mimi en Tu cara me suena
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Este viernes llegó a las noches de Antena 3 la duodécima gala de «Tu cara me suena». Tras el parón navideño, el concurso de Atresmedia, producido por Gestmusic, reanuda su inagotable ritmo con la recta final del concurso. El final se acerca y también comienzan a conformarse los favoritos, encabezados por Mimi Doblas, exparticipante de «OT 2017», que se adueña cada gala del escenario.

Junto a su grupo de bailarinas, esta noche le llegó el turno de imitar a las Pussycat Dolls, en una ardiente actuación que «Tu cara me suena» llevaba anunciando toda la semana. Y, aunque las Pussycat Dolls son «más ladies» queLola Índigo, fueron a por todas.

No era para menos, ya que como la propia extriunfita contó a Manel Fuentes en «Tu cara me suena», fue gracias a las Pussycat Dolls por quienes empezó a bailar.

«Me habeís dejao...», dijo Lolita Flores. «No sabía si os parecíais a Pussycats estas o no. El Dolls no me gusta porque somos más que muñecas», dijo la cantante mientras Ángel Llácer se atrevió con la barra porque ellos son «el jurado mñas sexy de la televisión». Y eso que Chenoa y Lolita no terminaban de coincidir con él, y le decían que parecía «un mono».

«Todo lo que habéis hecho no tiene nombre. Punto sexy, erótico, sensual», las valoró por su parte Chenoa, antes de recibir un fortísimo aplauso del público, encandilado por una de las favoritas de «Tu cara me suena».

Ricky hace de Mimi a lo salvaje

No fue la única intervención de Mimi, morena para la ocasión, que se lo pasó de vicio viendo cómo su amigo Ricky Merino, antiguo compañero de OT, cantaba y bailaba al son de «Ya no quiero ná», de Lola Índigo. Había momentos que su cara lo reflejaba todo. No se lo podía creer, porque sí, estuvo más que creíble el extriunfito. Y corrió al final de la actuación a abrazar a Ricky.

Parece que a la cantante y bailarina le ha salido un rival... en casa. Ricky no desperdició la oportunidad de demostrar su talento y ganarse al jurado y al público haciendo de su amiga. Un salvaje homenaje en el que el extriunfito demostró que, a pesar de no ser tan mediático como otros compañeros, talento y ritmo no le faltan.

Ricky, que colabora con Zapeando comentando las audiciones de La Voz ha demostrado ser de lo más camaleónico imitando a Mimi con las Lola Índigo.

Por si acaso, aprovechó para soltar una petición, de regalo de Reyes un poco de retrasado. «Me gustaría estar aquí el año que viene». Y a quién no le gustaría estar en «Tu cara me suena» viene cómo se lo pasan. «No hay ninguna duda de que Ricky Merino tiene que estar en Tu cara me suena», gritó Llácer, dando el visto bueno a su futuro en el programa.

El resto de las actuaciones también estuvieron a la altura. Brays Efe como María del Monte, Jordi Coll como Will Smith o Anabel Alonso, más divertida si cabe, como Mory Kanté. Jordi Coll imitando a Carlos Baute mientras que este hace lo propio con Juan Gabriel. Otra de las favoritas, Soraya Arnelas, es Karina, María Villalón ZAZ y José Corbacho, Rafael Farina.