ES NOTICIA EN ABC

Tito Lazcano, el misterioso boxeador que revolucionará «Acacias 38»

Juan Dávila interpreta al personaje que se incorpora esta semana a «Acacias 38»

Tito Lazcano
Tito Lazcano - TVE
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Juan Dávila, hasta 2012 policía municipal de Alcobendas, decidió cambiar las calles por la interpretación. Ahora, se incorpora a «Acacias 38», donde interpreta el papel de Baltasar «Tito» Lazcano, un boxeador que en muchos aspectos recuerda esa mezcla entre dureza y ternura de Rocky. También está todos los sábados, a las 22:15 horas, en La chocita del loro con su show “Ten Karma”.

P - -¿Cómo ha sido su llegada a «Acacias 38»?

-Está siendo una experiencia maravillosa. Es una serie que va camino de los mil episodios. Todos los que están desde el principio son como una familia. Al ser diaria la maquinaria está engrasada y se trabaja a un ritmo trepidante. Soy un recién llegado, pero son unos compañeros magníficos y enseguida te adaptas y entras a formar parte del engranaje.

P - -Cuénteme algo de su personaje...

-Soy un boxeador valenciano que llega a la «sociedad gimnástica» en la que están Liberto (Jorge Pobes) e Íñigo (Xoan Forneas). Tito Lazcano va a traer frescura, ya que la trama se va a abrir más allá de lo que sucede en la famosa calle que da título a la serie. Mi carácter en apariencia es tranquilo e inocente, soy incapaz de matar a una mosca; pero cuando se pone frente al saco, golpea y golpea con fuerza.

P - --¿Qué es lo que más le gusta de él?

-Todos los personajes que interpretamos tienen algo de nosotros y tratamos de llevarlo a lo máximo. Tito es una persona que ha sufrido desde muy niño (perdió a su padre a los 9 años). Por su carácter inocente se han aprovechado de él, pero a pesar de ello lo ve con cierta ingenuidad infantil. La vida le da tortas, pero él sigue teniendo fe en que hay gente buena. Su último manager le ha engañado y le ha dejado en la estacada. Es por lo que llega a Madrid en busca de una oportunidad. Me gusta su inocencia, pero es algo que lamentablemente perdemos a medida que nos hacemos mayores.

P - -¿Hay algo que no?

-Me gusta como es. No lo juzgo. No le veo defectos. Desde mi punto de vista como actor intentaría cambiar su actitud. Tito es un solitario y trataría de abrirle un poco los ojos para evitar que se aprovechen tanto de él.

P - -Al margen de con Liberto e Iñigo ¿Con que otros personajes va a tener relación?

-Flora y Leonor... Aunque con los que más y mejor se lleva Tito es con todos los del altillo y sobre todo con el portero Servando y Cesareo el sereno. Mi personaje no se codea mucho con las clases altas.

P - -Entre golpes y ganchos ¿habrá lugar para una historia de amor?

-Por ahora está todo abierto... en estos momentos mi gran amor es mi perrillo.

P - -Para su papel ¿se ha tenido que preparar de alguna forma especial?

-En los años en que se desarrolla la serie los golpes no eran tan técnicos. Todo era más en bruto. De todas formas para prepararme he contado con la ayuda de Manolo Pombo, una mezcla entre el cuñado y Mickey el preparador de Rocky. Gracias a él he podido tener el cuerpo listo para darle credibilidad al personaje.

P - -¿Es aficionado al boxeo?

R - -Cuando estaba en la policía tenía un compañero que hacía combates como aficionado. Lo que no comprendo es por qué le llaman veladas, cuando hay de todo menos música o tertulias literarias, sino simplemente personas luchando cuerpo a cuerpo.