ES NOTICIA EN ABC

Chernobyl Rusia prepara su propia versión de «Chernobyl» culpando a la CIA del desastre nuclear

Varios medios consideran errónea la versión mostrada por HBO y Sky y acusan al creador de la serie de manipulación

Chernobyl
Chernobyl
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Pese a la aclamación popular y la nota que la acredita como una de las mejores series de televisión de todos los tiempos, «Chernobyl», la ficción de HBO creada por Craig Mazin y que se perfila como una de las grandes revelaciones del año, no ha gustado en determinados sectores, sobre todo en Rusia, donde ya se prepara una nueva versión de la historia. Pese al impacto que, previsiblemente, la ficción tendrá para las arcas rusas desde el punto de vista turítico, son varios los periodistas que tras el estreno iniciaron su particular cruzada con el fin desacreditar la trama protagonizada por Jared Harris y Stellan Skarsgard.

Diferentes medios, como el rotativo ruso «Komsomolskaya Pravda», llegaron a afirmar en sus páginas que «Chernobyl» perseguía manchar la imagen de Rusia como potencia nuclear y tacharon la ficción de «caricatura». «¡Lo único que le falta a la serie son osos y acordeones!», afirmó el presentador de uno de los principales canales de televisión del país. En la misma línea se manifestó el columnista Anatoly Vasserman al asegurar que «si los anglosajones firman algo sobre los rusos, definitivamente no corresponderá a la verdad». (Cabe recordar que «Chernobyl» es una coproducción entre la americana HBO y el canal británico Sky TV.

Nueva teoría

Tras las críticas, el canal de televisión ruso NTV no ha dudado a la hora de seguir explotando el filón y ya ha confirmado que narrará el desastre nuclear ocurrido en 1986 en Chernóbil, aunque desde una perspectiva diferente. En concreto, la nueva versión de la historia se basará en la teoría de que un agente de la CIA fue enviado a la zona para sabotear la planta nuclear. La premisa tiene su base en una línea de pensamiento que, en palabras del director Alexi Mudarov, ha sido sostenida por varios historiadores a lo largo de los años: «Hay determinadas teorías que afirman que los estadounidenses se habían infiltrado en Chernóbil. Muchos historiadores, de hecho, no niegan que, el día de la explosión, un agente de la CIA estaba presente en la planta».

Lo que la televisión rusa prepara, dice «The Moscow Times», es «una película de detectives basada en una teoría de la conspiración en la que un oficial de la KGB lucha por frustrar a los espías estadounidenses». Y continúa el medio: «El hecho de que un canal de televisión estadounidense y no ruso nos cuente la historia de nuestros propios héroes es una vergüenza que los medios de comunicación pro-Kremlin no pueden consentir. Este, y no otro, es el verdadero motivo por el que todos han encontrado errores en la ficción de HBO», concluye el artículo.

El proceso de documentación previo al rodaje de «Chernobyl» duró más de dos años. Su guionista, de hecho, analizó de manera rigurosa la obra «Voces de Chernóbil», de Svetlana Alexiévich, habló con los supervivientes de la catástrofe y consultó la hemeroteca con el fin de dar con un relato fiel a la verdad. Los cinco capítulos de los que se compone la serie, disponible en España a través de HBO, han dotado a la ficción de Mazin de una nota de 9,7 en IMDB. El último episodio, «Vichnaya Pamyat», obtiene una puntuación de 10 en la misma plataforma, una cifra que muy pocas producciones alcanzan.