ES NOTICIA EN ABC

¿Qué fue de Lucy Lawless, la inolvidable «Xena: la princesa guerrera»?

La actriz encarnó a la heroína más famosa de la pequeña pantalla durante más de un lustro

Lucy Lawless, en «Xena: la princesa guerrera» - IMDb / Vídeo: Lucy Lawless, la actriz que interpretó a Xena y que se convirtió en un icono del feminismo
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Pocas series tuvieron tanto tirón en los noventa –y después– como la mítica «Xena: la princesa guerrera». Ambientada en la Antigua Grecia, la ficción se centraba en la historia de la heroína Xena, –némesis de Hércules– y de su gran amiga, Gabrielle. En concreto, en las peripecias de ambas por ayuda a todo aquel que lo necesitaba.

En sus seis temporadas y 134 episodios, esta coproducción entre Nueva Zelanda y Estados Unidos conquistó los corazones de todo el planeta. En especial en verano, época en la que los más jóvenes disfrutaban sin cesar de las aventuras de Xena y Gabrielle –a las que daban vida Lucy Lawless y Renée O'Connor, respectivamente–. La ficción ganó incluso el Premio Emmy a Mejor Composición Musical en el año 2000 y se convirtió en una de las series más aclamadas del momento. Inspiró la creación de videojuegos y, con un componente eminentemente feminista, consiguió fascinar a la crítica de todo el mundo y se convirtió en un éxito entre el público LGTBI.

Tras seis años en emisión (aunque sus reposiciones son un clásico cada verano en la pequeña pantalla) la serie terminó para siempre en 2001. Su final, todo sea dicho, fue de lo más sorprendente, aunque este artículo no ahondará en él por aquello de los «spoilers». Y aunque ha pasado mucho tiempo desde entonces, el legado de Xena no terminará nunca.

Miss Nueva Zelanda... e ídolo feminista

Los años, sin embargo, no pasan en balde para nadie. Tampoco para Lucy Lawless, la actriz que dio vida a la enérgica, valiente y ágil heroína y que hoy tiene 51 años. Cuando comenzó a llevar a la pequeña pantalla a la guerrera, la intérprete neozelandesa tenía 26 primaveras, aunque ya había hecho sus pinitos en televisión. Debutó en la comedia de su país «Funny Business» y allí fue donde comenzó su proyección. Pocos meses después, fue coronada como Miss Nueva Zelanda, antes de que emigrase a Canadá para estudiar interpretación. Cuando retornó a su país, comenzó a copresentar el programa de viajes «Air New Zealand Holiday», que era retransmitido a toda Asia. Fue allí, casi sin darse cuenta, cuando comenzó a convertirse en un referente feminista, pues decidió abandonar el formato al enterarse de que ganaba menos que su homónimo masculino con el que compartía presencia en el programa.

La actriz, en «Battlestar Galactica»
La actriz, en «Battlestar Galactica» - IMDb

Poco después, y tras una repentina enfermedad de Vanessa Angel –la actriz que iba a encarnar a la heroína– le llegó su gran oportunidad y comenzó a interpretar a Xena. Tanto en su propia serie como en «Hércules: Sus viajes legendarios», la ficción sobre el héroe griego al que daba vida Kevin Sorbo y que era un «crossover» entre la historia de Xena y la de Hércules. Entretanto, a Lawless no le faltaba trabajo y, al mismo tiempo que «Xena: la princesa guerrera», participó en otras series como «Marea alta» y «Expediente X». Incluso protagonizó un episodio de «Los Simpson» llevando la historia de Xena a la aclamada serie de Fox.

Lucy Lawless no dejó de interpretar a Xena ni siquiera cuando estuvo embarazada de ocho meses. De hecho, consiguió que su estado de gestación fuese extensible a su personaje y al mismo tiempo que la actriz, la guerrera estuvo embarazada en la ficción

Además, y en otro detalle fascinante, la actriz no dejó de trabajar en su serie ni siquiera cuando, en la vida real, estaba embarazada de ocho meses. De hecho, consiguió que su estado traspasase también los límites de la pequeña pantalla y de ese modo, Xena se convirtió en la primera heroína en la historia en quedar embarazada. Y apenas un mes después de dar a luz, la intérprete retomó las historias de su guerrera.

Una carrera fructífera

Aunque cuando las aventuras de la heroína llegaron a su fin, a Lawless le costó desligarse del carismático personaje. Sam Raimi, uno de los «showrunners» de la serie, concedió a la actriz un pequeño papel en «Spiderman», la película de 2002 que protagonizaron Tobey Maguire, Kirsten Dunst, Willem Dafoe, James Franco y J. K. Simmons. Tras ello, tuvo breves papeles en ficciones de éxito como «Dos hombres y medio», «Verónica Mars» y «CSI: Miami».

Además, fue una de las protagonistas de la serie «Tarzán», cuyo elenco comandaron dos de los actores más reconocidos de la pequeña pantalla: Travis Fimmel y Sarah Wayne Callies. En 2005, le llegó otra gran oportunidad en la exitosa ficción «Battlestar Galactica», de la que tomó parte en dieciséis episodios hasta 2009. Tras ello, fichó por el drama épico, «Spartacus», considerada una de las 200 mejores series de todos los tiempos para el portal IMDb y en la que interpretó a Lucretia en sus cuatro temporadas.

La intérprete, así las cosas, nunca ha dejado de actuar. En televisión, también tuvo papeles en «Los increíbles Powell», «Parks and recreation», «The Code», «Las Tortugas Ninja», «Salem» e incluso le puso voz a un personaje en la infantil «Hora de aventuras». En el último año, ha protagonizado dos series: la terrorífica «Ash vs. Evil Dead» y el drama australiano «My life is murder».

En su reinvención como actriz, Lawless también ha formado parte del elenco un gran número de películas. De las que se han estrenado en España, y por destacar algunas, ha aparecido en «Boogeyman: La puerta del miedo», «Más allá de los sueños», «El ángel de la muerte» y «Perras furiosas». En los próximos meses, además, pondrá voz a Bera, uno de los divertidos personajes de la cinta de animación «Mosley».

Lucy Lawless (a la izquierda de la imagen), en una foto reciente
Lucy Lawless (a la izquierda de la imagen), en una foto reciente - INSTAGRAM