ES NOTICIA EN ABC

«Juego de tronos»: del papel a conquistar la realidad

La serie, que ha batido récords de audiencia en HBO, se ha convertido en un fenómeno social

Juego de Tronos
Juego de Tronos - HBO
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

El universo «Juego de tronos» ha generado una comunidad de fieles que no se conforma con ver la serie: quieren vivirla. «El relato es hipermoderno. La historia no es solo la que cuenta la popular ficción de HBO, que batió récords de audiencia con el estreno de la octava temporada (17,4 millones solo en EE.UU.), sino que esta se descompone a su vez en otros discursos en redes sociales u otras plataformas que permiten expandir, explicar o reconstruir lo ya contado.

«Juego de tronos» es el ejemplo perfecto de serie contemporánea que crece con un entramado de participación digital que la mantiene viva», explica Javier Lozano Delmar, profesor de la Universidad de Loyola y experto en comunidades de fans y series, quien destaca que esto es posible gracias a la complejidad del universo creado por George R. R. Martin. El mundo académico, explica el profesor, está cada vez más preocupado por reflexionar sobre este fenómeno. A las decenas de investigaciones se suman cursos de la Universidad de Harvard, Virginia, Berkley (California) y Tulsa, entre otras, para estudiar lingüística o el mundo medieval. También la Universidad de Sevilla le dedicó un monográfico.

La devoción de los seguidores es tal que algunos no se han conformado con devorar cada píldora de información -el tráiler logró 33 millones de visualizaciones en Twitter- y crear contenidos relacionados -como la gramática dosthrakih-, sino que algunos incluso han decidido poner a sus hijos los nombres de los protagonistas. En España hay unas 300 niñas que se llaman Arya y más de 50 Daenerys, según el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Es, también, la serie con más licencias de productos de HBO: un centenar entre figuras, juegos, videojuegos, bebidas, ropa y maquillaje. Por España, además de los rodajes han pasado su exposición oficial y el concierto Juego de Tronos Live Experience, con el compositor Ramin Djawadi.

En primavera de 2020, HBO abrirá los estudios de Irlanda del Norte donde se han grabado multitud de escenas para crear una exposición que llevará al corazón de los Siete Reinos. «Para crear productos derivados solo necesitas una audiencia fiel», apunta Arancha Ferreiro, responsable de licencias de Movistar+. «Los fans siempre quieren más y disfrutar más allá de la pantalla, además de mostrar al mundo esa vinculación».

El impacto de «Juego de Tronos» también ha golpeado a la publicidad. Desde Oreo hasta McDonald’s, decenas de marcas tratan de vincular su nombre con la saga. «Si quieren conectar con los consumidores y ofrecerles contenidos relevantes, deben prestar atención a los temas sobre los que se está hablando, escucharlos y elegir estratégicamente en qué conversaciones participar. El volumen que despierta “Juego de tronos” no tiene precedente en España», explica Beatriz Faustino, del consejo directivo de la Asociación Española de Anunciantes y directora de Digital y Medios de McDonald’s. «Es lógico que haya un aluvión de anunciantes que deseen capitalizar ese contenido», añade. Algunos precedentes son «Perdidos», «Stranger Things», «The Walking Dead» y «Breaking Bad».

Hasta Google se ha sumado a esta ola con un juego exclusivo diseñado para su asistente de voz.