ES NOTICIA EN ABC

«Juego de Tronos» Kit Harington desvela el destino de Jon Nieve

El actor despeja las teorías que giran en torno al personaje que ha interpretado durante ocho temporadas

Jit Harington, en el papel de Jon Nieve en «Juego de Tronos»
Jit Harington, en el papel de Jon Nieve en «Juego de Tronos» - HBO
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

[¡Cuidado! Este artículo contiene spoilers de «Juego de Tronos»]

Los seguidores de «Juego de Tronos» se despidieron de la ficción el pasado mes de mayo tras ocho temporadas. El desenlace de la serie de HBO generó numerosas polémicas e interrogantes de los que, tres meses después, se sigue hablando. Uno de los finales más comentados fue el de Jon Nieve, el personaje interpretado por Kit Harington. «Verlo ir más allá del Muro de regreso a algo verdadero, algo honesto, algo puro con esa gente con la que siempre le habían dicho que pertenecía, el Pueblo Libre, lo sentí como si fuera finalmente libre», declaró el actor a «Hollywood Reporter».

Harington desmintió que Jon Nieve estuviera ejerciendo de escolta en dicha escena. No tendría intención de regresar al Muro, decisión por la que habían apostado muchos fans de la ficción. «En lugar de estar encadenado y ser enviado al Muro, lo sentí como si lo hubieran liberado. Fue un final verdaderamente dulce», comentó. «Por mucho que hubiera hecho algo horrible, por mucho dolor que hubiera sentido, el final real para él fue ser liberado», añadió.

El actor, al igual que Sophie Turner, reconoció estar «encantado» con el final que escribieron para Jon Nieve: «Es un personaje que he querido durante muchos años y significa mucho para mi». Pero Harington también confesó que se había molestado ante el hecho de que Arya matara al Rey de la Noche en su lugar: «Pero fue un giro realmente genial y ató todos los cabos en el viaje de Maisie (Williams) de un modo muy bonito».

Un intenso adiós

Durante la entrevista, Harington también habló sobre la su última escena junto a Emilia Clarke, actriz encargada de intepretar a Daenerys Targaryen. «Sentimos una especie de responsabilidad sobre ello», reconoció el actor. Se trataba de una única «página y media de diálogo», pero tardaron tres semanas en grabarla.

«Querían grabar todos los ángulos imaginables, en todos los sentidos, para asegurarse de que lo tuvieran de la forma que querían», confesó Harington. «Debes recordar la energía que traes todos los días y asegurarte de que sea consistente. Con una escena tan cargada de emociones como esa, supone bastante, para todos», explicó dijo el actor, que describió la escena como «una de las cosas más difíciles que rodaron» durante las ocho temporadas de «Juego de Tronos».