ES NOTICIA EN ABC

Game of Thrones Emilia Clarke analizó a Hitler para preparar su último discurso en «Juego de Tronos»

La actriz que da vida a Daenerys pensó que no sería capaz de rodar la escena

Daenerys Targaryen se dirige a sus tropas
Daenerys Targaryen se dirige a sus tropas
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

[Atención. Este artículo contiene spoilers sobr el final de «Juego de Tronos»]

Aunque los fans ya se habían dado cuenta, Emilia Clarke ha confirmado que estudió vídeos de Adolf Hitler para preparar la escena de su discurso en «Juego de Tronos». Tras la quema de Desembarco del Rey, la reina dragón se presenta ante sus fieles, los Inmaculados y Dothrakis, sin saber que hablará ante ellos por última vez. Las palabras de la khaleesi son precedidas por un magnífico plano en el que Daenerys Targaryen aparece ante las masas ante Drogon y creando, con ello, una figura que asemeja a la nueva reina al mismo diablo:

Tras ello, un plano contrapicado muestra a la khaleesi observando a sus huestes, gracias a las cuales ha logrado aniquilar a Cersei y comenzar a romper esa rueda que desde la primera temporada ha luchado por destruir. «Sangre de mi sangre. Cumplieron todas sus promesas. Mataron a mis enemigos en vestimentas de hierro. Derribaron sus casas de piedra. Me han dado los Siete Reinos». En plano largo, observamos a la Madre de Dragones arengando a sus tropas desde lo alto de la Fortaleza Roja. A su izquierda, Drogon, y a su derecha, el estandarte con el emblema de los Targaryen conforman otro plano revelador para el episodio:

La imagen, como no podía ser de otra forma, fue pronto comparada por parte de la audiencia de «Juego de Tronos» con algunas fotografías tomadas en distintos discursos de Adolf Hitler:

Discurso de Adolf Hitler en 1934
Discurso de Adolf Hitler en 1934 -

Inmaculados. Todos fueron arrebatados de los brazos de sus madres y criados como esclavos. Ahora, han liberado al pueblo de la tiranía. Pero la guerra no ha termiando. No bajaremos nuestras lanzas sin haber liberado a todas las personas del mundo. Desde Invernalia hasta Dorne, desde Lannisport a Qarth, desde las Islas de Verano hasta el Mar de Jade. Mujeres, hombres y niños han sufrido suficiente bajo la rueda. ¿Romperán la rueda conmigo?

En apenas cuatro minutos, Daenerys Targaryen completa una evolución que, aunque se inició en los primeros capítulos de la ficción de HBO, los seguidores de «Juego de Tronos» han acusado como excesivamente acelerada en los últimos episodios. En un corto espacio de tiempo la khaleesi ha pasado de ser una libertadora a una auténtica tirana que pretende extender la guerra más allá de Desembarco del Rey.

La escena, una de las más impactantes de «Juego de Tronos» tanto por su fotografía como por lo que el discurso implica para la historia, no fue sencilla para Emilia Clarke, la actriz que da vida a la madre de dragones. Tal y como la actriz ha desvelado a la revista «Variety», «durante la serie he tenido que aprender idiomas falsos y he dado muchos discursos. Sin embargo, con este último sentí mucha presión. El discurso significa mucho para mí [...] lo hice frente a la nevera, en la cocina...¡Incluso se lo dije a todo Belfast desde mi ventana! Bueno, en realidad la ventana estaba cerrada», apunta la actriz. Clarke, que afirma que incluso llegó a llorar pensando en que no podría rodar la escena, tuvo que concentrarse hasta el extremo para lanzar la arenga a sus tropas en absoluta soledad y frente a un croma verde.

Tras una noche sin dormir debido a los nervios, la actriz llegó al set de rodaje dispuesta a pronunciar el discurso. «Ocurrió algo extraño: no ensayé y lo hice a la primera. Fue la única vez que pronuncié ese discurso sin equivocarme». Para preparar el momento, Clarke asegura a «Variety» que «observó muchos vídeos de dictadores y líderes poderosos que hablan en otro idioma para ver si podía entender qué decían sin saber el idioma. ¡Y claro que puedes! Puedes saber lo que dice Hitler aunque hable en una lengua extranjera. Fue entonces cuando pensé: "Si puedo creerme lo que digo, el público no tendrá que mirar demasiado los subtítulos"».

El resultado ya se conoce. Las últimas palabras de Daenerys Targaryen a sus tropas marcan la culminación de un personaje, el de la rompedora de cadenas, que en ocho temporadas pasó de víctima a verdugo y que era del todo necesario finiquitar par lograr la estabilidad de los Siete Reinos, (ahora seis) y que ahora rige, en nuestro mundo imaginario, Bran El Tullido.