Es Noticia

Cuéntame Una cronología del amor de Carlitos y Karina

Carlos Alcántara y Karina Saavedra se despiden esta semana de «Cuéntame cómo pasó»

TVE
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

«Cuéntame cómo pasó», la veterana ficción de TVE, acumula ya diecinueve temporadas en la parrilla. En todo este tiempo hemos visto crecer a sus personajes, y muy especialmente a Carlitos Alcántara y a Karina Saavedra, interpretados por Ricardo Gómez y Elena Rivera. Los dos protagonistas empezaron su historia de amor en la séptima temporada de la serie y alcanzó su punto más alto el pasado 27 de septiembre, cuando protagonizaron una accidentada boda. En el capítulo de este jueves, el 348 de «Cuéntame cómo pasó», Carlitos y Karina aparecen por última vez en la trama y aprovechamos para repasar los hitos de su romance.

Amor a primera vista

El amor entre Carlitos y Karina nació a primera vista. Siendo niños, ella se mudó junto a su madre al barrio de San Genaro, donde vivía Carlitos. Nada más bajarse del camión de mudanzas se cruzó de frente con Carlos Alcántara: «Bueno qué chaval, ¿estás tonto o qué? ¿No me vas a dar la mano?», le dijo Karina, y él se enamoró en ese mismo instante. Una escena que ya forma parte de la historia de la televisión.

Primer beso...

Un momento imposible de olvidar para los espectadores de «Cuéntame cómo pasó». El primer beso entre Carlos y Karina fue muy especial para ambos además de el primer paso de una relación que terminaría en el altar. Fue también el primer beso en la vida real de Ricardo Gómez, el actor que interpreta a Carlitos.

...y primera vez

Años después, un Carlitos ya adulto recordaba aquella noche como «la más maravillosa de mi vida» mientras escuchaba «Sabor a ti». La noche fue maravillosa, sí, pero a Carlitos le «dolía el brazo, hacía más frío del que quisiera y más de una vez me clavé el muelle de los sillones».

Separación

La mayor decepción amorosa de Carlitos Alcántara en toda la serie. Abusando de su confianza en sí mismo, Alcántara le dijo a Karina que sería mejor que «nos demos un poco de aire» para poner a prueba el amor de su novia: «Dejemos lo nuestor una temporada para ver si de verdad merece la pena». Pero, al contrario de lo que Carlitos esperaba, ella estuvo de acuerdo y decidió separarse de él. Un tiempo después, y tras mucho sufrimiento, las aguas volvieron a su cauce.

Una confesión

Cuando Carlos y Karina ya han rehecho sus vidas con otras parejas vuelven a encontrarse. Los dos siguen sintiendo algo por el otro y acaban siendo infieles a sus parejas: Julia y Mauricio. Después de unos meses sin verse, Karina va a buscar a Carlos estando a pocos días de dar a luz. Al principio ella no quería decir que la niña que esperaba era de Carlitos, pero con el paso del tiempo acabó reconociéndolo y el Alcántara aceptó su papel de padre de Olivia.

Cinco razones

Carlos Alcántara entra en la casa que comparte con Karina, la abraza por detrás y le dice: «Quiero casarme contigo por cinco razones: la primera, que te lo pedí en un autobús lleno de gente y me dijiste que sí; la segunda, porque eres capaz de soportarme y soy insoportable; la tercera, porque en invierno te destapo y aun así no me odias; la cuarta, porque me han hecho un ingreso de adelanto de la novela que no está nada mal y la quinta es que no puedo vivir sin ti».

Matrimonio

La boda de Carlitos y Karina no fue como ellos hubiesen deseado. Merche, la madre del novio, detuvo la boda segundos antes de que dieran su consentimiento: «No puedes casarte sin tu padre», le recriminó ella. «Claro que puedo, mamá», respondió Carlitos, «si mi padre no ha querido venir a nuestra boda es su problema». Una vez casados, Carlos dejó sola a la novia para acudir a una entrevista de trabajo que terminó durando varias horas. Cuando volvió, Karina le dio una torta y, con lágrimas en los ojos, le reprochó haberle hecho vivir «la peor boda del mundo».