Es Noticia

«22 ángeles», los niños de ocho años que llevaron la vacuna de la viruela a América

Él telefilme de TVE narra este lunes la primera expedición filantrópica de la historia, pagada por el Reino de España

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

La escritora madrileña Almudena de Arteaga contó en 2010 esta increíble historia, tan sorprendente como poco conocida, en la novela «Los ángeles custodios». La vacuna de la viruela no llegó a las Américas en tubos de ensayo, sino en los cuerpos de 22 niños gallegos, emigrantes prematuros que cruzaron el Atlántico a comienzos del siglo XIX acompañados por el doctor Francisco Javier Balmis, Isabel Cendal -responsable de un orfanato de La Coruña- y el joven cirujano José Salvany. El productor Robert Fonollosa, director general de Four Luck Banana, conoció la historia por un artículo periodístico y comprendió enseguida, al igual que la autora de «La princesa de Éboli», que ahí había un relato apasionante. Así nacieron estos «22 ángeles», que La 1 estrena este lunes a las 22.40.

«La historia es brutal. Comencé a investigar y encontré el libro de Almudena. Lo que más me llamó la atención fue la única mujer que había en el barco. Todo el proyecto se fundamentó en su personalidad, en la valentía de Cendal, quien consiguió 22 niños, en hospicios y en aldeas, y luego tuvo el arrojo de embarcarse con un montón de marineros, en aquella época». Fonollosa destaca que es «la primera expedición filantrópica de la historia, pagada por el Reino de España».

María Castro da vida a Isabel Cendal, mientras que Pedro Casablanc es el doctor Balmis y Octavi Pujades, José Salvani. Completan el reparto Carlos Santos, Javier Mejía, Jaime Pujol, José Sospedra, Toni Miso, Fran Nortes, José Manuel Seda, Mariana Carballal y los niños Camilo Redgrave, Tiago Rodríguez, Xoel Rupar y Nuno Vilela, entre otros. Miguel BardemPrim, el asesinato de la calle del Turco») dirige la película, escrita por Alicia Luna, ganadora de un Goya y de un premio al Mejor Guión Europeo por «Te doy mis ojos». Además de Luck Banana y TVE, TVG y Sunrise Pictures también participan en el proyecto, rodado durante cuatro semanas en localizaciones de Galicia, Valencia y Madrid.

Niños de ocho años

El papel de Isabel Cendal fue capital desde el primer momento, como encargada de encontrar a los «22 ángeles» y de ocuparse después de ellos durante la travesía. Los pequeños debían tener ocho años y estar libres de enfermedades. Robert Fonollosa explica que aunque hoy parezca imposible separar a niños tan pequeños de sus familias, «hay que tener en cuenta el contexto histórico». «Eran zonas rurales en las que había gran escasez. Les prometían una vida mejor y su marcha suponía una boca menos que alimentar, dentro de familias con varios hijos, muchos de los cuales se morían».

Aunque ya no se cuenta en la película, Cendal acabó fundando una escuela de enfermería que todavía sigue en funcionamiento en México. «El presidente de la República aún entrega cada año un premio que lleva el nombre de Isabel, una personalidad española mucho más reconocida allí que en España», añade el productor.

La fragata, otra aventura

La historia de Cendal continuó otros tres años, ya que repitió la operación en varios países de Asia, como Filipinas y China, adonde partió ya con niños mexicanos como portadores de la vacuna. Luego enseñaba a los médicos a conservarla y a vacunar a la población, una labor impagable. Bastante novelesco es también el periplo del barco que «hace el papel» de la fragata «María Pita». Los productores encontraron la réplica perfecta en San Petersburgo. De allí se trajeron «el barco de madera navegable más parecido, prácticamente idéntico». El día que llegó al puerto de El Ferrol, «se tragó una de las peores galernas que ha habido en esa zona en los últimos años, el pasado mes de febrero. Vino intacta de milagro», añade Fonollosa.