ES NOTICIA EN ABC

La familia de Cameron Boyce esclarece el motivo de su muerte

El forense aún no ha establecido la causa oficial de la muerte de la estrella de Disney Channel, que falleció a los 20 años en su casa de Los Ángeles

Cameron Boyce, en una imagen de archivo - AFP
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Cameron Boyce, el actor estadounidense de Disney que falleció la semana pasada a los 20 años, murió tras un ataque de epilepsia, según confirmó este miércoles la familia a varios medios norteamericanos. «La trágica muerte de Cameron se debió a una convulsión como resultado de una enfermedad, y esa enfermedad era epilepsia», añadieron los seres cercanos del artista en dicho comunicado. Anteriormente, la familia ya había dicho que Boyce murió «mientras dormía por una convulsión debido a una enfermedad de la que se estaba tratando», pero no le había puesto nombre a dicha enfermedad.

La oficina del forense del condado de Los Ángeles (EE.UU.) señaló el lunes que ya ha practicado la autopsia al cadáver de Boyce, pero todavía no ha revelado la causa de la muerte. «No hay palabras para escribir lo conmovidos que estamos por esta tremenda avalancha de amor y apoyo de nuestra familia, amigos y el mundo. Gracias a todos por rodearnos con vuestro amor y respeto por Cameron y preocupaciones por nuestra familia», señaló también la nota de los parientes del actor.

Algunos fanáticos siguen especulando con que Cameron Boyce «estaba mal medicado» contra esta enfermedad que afecta al sistema nervioso y genera ataques repentinos caracterizados por convulsiones violentas y pérdida del conocimiento. Mientras, la familia continúa luchando por «encontrar nuestro camino a través de este desgarrador momento, y continuamos pidiendo privacidad para que la familia y todos los que le conocieron y le amaron puedan llorar su pérdida y hacer los preparativos para su funeral, lo que en sí mismo es angustioso», añadió.

Una carrera prometedora

La carrera de Cameron Boyce comenzó alejada de Disney, cuando participó en la cinta «La conspiración del pánico (Eagle Eye)» (2008) con tan solo nueve años, interpretando a Sam Holloman. Ese mismo año, Boyce se metió en el papel de Mike, el niño de la cinta «Reflejos», en donde los espejos tenían un papel fundamental en la trama de terror. Pero es reconocido por protagonizar «Jessie», una serie infantil de Disney Channel en la que daba vida a Luke Ross. «Desde pequeño, Cameron Boyce soñaba con compartir sus talentos artísticos con el mundo», dijo uno de sus familiares a la cadena.

Pese a su corta edad, Boyce contaba con una larga trayectoria y con colaboraciones de la talla de Adam Sandler, con quien trabajó «Niños grandes». «Demasiado joven. Demasiado dulce. Demasiado divertido. Solo el chico más simpático, talentoso y decente de todos», escribió Sandler en Twitter el pasado domingo. «Amaba a ese niño. Se preocupaba mucho por su familia. Se preocupaba mucho por el mundo. Gracias, Cameron, por todo lo que nos diste. Había mucho más en camino. Todos nuestros corazones están destrozados. Pensando en tu increíble familia Y enviando nuestras más profundas condolencias».

Cameron Boyce tenía un futuro prometedor como artista. Estaba programado que apareciera en el nuevo programa de HBO presentado por Kathryn Hahn, «Mrs. Fletcher», y en la serie televisiva basada en la película «American Satan», llamada «Paradise City».