Es Noticia

El hormiguero El piropo envenenado de Pablo Motos a Ernesto Sevilla

El cómico y Joaquín Reyes fueron los dos invitados de este martes en «El hormiguero»

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Apenas ocho meses después de la última vez –con motivo de la Gala de los Premios Goya–, Ernesto Sevilla y Joaquín Reyes regresaron a «El hormiguero». Los cómicos fueron los segundos invitados de la semana por Pablo Motos y su equipo al programa de Antena 3.

Un escenario nada extraño para ambos y al que han acudido en más ocasiones. Sin ir más lejos, hace apenas dos meses, Reyes acudió en compañía del actor Antonio Pagudo para promocionar el filme «Los Futbolísimos». En esta ocasión, Reyes y Sevilla se han personado en «El hormiguero» para hablar de «Capitulo 0», el programa que ambos comandan en #0, el canal exclusivo de Movistar +.

Con los dos en plató, Motos les dio la bienvenida con un mensaje algo enrevesado. «La última vez, vinisteis aquí después de presentar la peor gala de los Goya», expresó el conductor de «El hormiguero», en referencia a la pasada gala de los premios, en la que las redes sociales criticaron la labor de Reyes y Sevilla al frente de la misma.

Este último no dudó en responder. «Hombre, no hace falta recordarlo...», le dijo a Motos, que lanzó la segunda parte de su mensaje. «Pero es que ahora venís después de haber hecho el mejor programa de humor de los últimos diez años», manifestó, hablando sobre «Capítulo 0». «Es fascinante. Es como si "Black Mirror" la hubieran hecho los Monty Python», prosiguió Motos.

«De momento, llevamos cinco capítulos, en los que parodiamos géneros de ficción», explicaron «Los chanantes» ante Motos. Tras ello, el presentador les emplazó a hablar el uno sobre el otro. «Como director, Ernesto va a trabajar, llega a su hora... y dirige muy bien, aunque a mí me trata fatal», expresó Reyes, en tono de broma. «Los actores se molestan rápido. Hay que tener psicología, aunque Joaquín como actor es muy intuitivo», recalcó por su parte Sevilla en «El hormiguero».