ES NOTICIA EN ABC
Oti Rodríguez MarchanteOti Rodríguez Marchante

Crítica de «Holmes & Watson»: Acaba con ellos, Moriarty

«El cómico Will Ferrell, al que algunos, alguna vez, le encontraron la gracia, interpreta aquí a un Sherlock Holmes cuya cabeza sólo alberga necedades y brochazos de grosería»

Los «cómicos» Holmes & Watson de esta nueva versión del detective
Los «cómicos» Holmes & Watson de esta nueva versión del detective
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Es una película pródiga en equívocos, algunos de ellos tan elementales que no le pasarían inadvertidos ni al Watson simplón que interpreta aquí John C. Reilly. El primero de ellos es la “h” corrida que tiene en su nombre el director, Etan Cohen, que podría prestarse a confusión con el de Ethan Coen, el hermano de Joel y con el que ha firmado varias obras maestras del cine. No es Etan Cohen uno de los hermanos Coen y esta película lo demuestra tanto como, probablemente, su adn.

«Holmes y Watson» es un delirio alrededor de la figura y circunstancias del personaje creado por Conan Doyle, que tiene la pretensión de ser paródica y hay que temerse que hasta graciosa, pues engarza un cerezal de «chistes» y «bromas» con asombroso poco éxito. El cómico Will Ferrell, al que algunos, alguna vez, le encontraron la gracia, interpreta aquí a un Sherlock Holmes cuya cabeza sólo alberga necedades y brochazos de grosería; hasta su perseverante enemigo Moriarty, interpretado también de modo absurdo por Ralph Fiennes, decide aparecer lo menos posible. Ni siquiera se puede apelar al célebre latiguillo de «elemental, mi querido…»: se queda muy por debajo de lo elemental.