Es Noticia

Crítica de «Capitana Marvel»: Una superheroína de su tiempo

«La historia tiene la complejidad necesaria y no resulta enmarañada ni parece el típico compendio de clichés»

La Capitana Marvel espera la llegada del metro
La Capitana Marvel espera la llegada del metro
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Hay películas que suscitan el consenso y otras que, por algún motivo, dividen a la población e incluso animan a los «odiadores» profesionales a cometer fechorías. Vista sin prejuicios y sin el disco duro sobrecargado de cromos de superhéroes, «Capitana Marvel» ofrece más virtudes que defectos y un ritmo incompatible con el sueño. Sobre su musculatura comercial se podría abrir otro debate: se estrena en España en casi 700 pantallas, una mayoría absoluta inabordable para otro tipo de cine.

Anna Boden y Ryan Fleck son una pareja de cineastas de probada competencia, capaces de ofrecer también una mirada distinta al universo Marvel. Así, la cinta incluye los guiños suficientes, como la penúltima aparición de Stan Lee, pero sin convertirla en un concurso para el espectador.

La historia tiene la complejidad necesaria y no resulta enmarañada ni parece el típico compendio de clichés. Me atrevo a intuir que gustará a públicos diversos, con un acento feminista más leve que «Wonder Woman» y, de nuevo, con unas dosis de acción moderadas. Carol Danvers es una superheroína notable y poderosa, con personalidad. Su capacidad expresiva es superior a la habitual en un género tan castigado por los disfraces. A cara descubierta, sin siquiera un antifaz, Brie Larson aporta mucho a su personaje, una faceta en la que otros fracasaron antes. Rodeada de grandes actores, ninguno le hace sombra.

Dentro de la guerra intergaláctica que se cuenta, el guión tiene el acierto añadido de pasar por la Tierra en los noventa, una década que permite apelar a la nostalgia con un sano sentido del humor. No cambiará la vida a nadie -esperemos-, pero es un impecable producto de entretenimiento.