Rambo y Maquiavelo

Todo tiene límite, incluso para los más osados y contumaces

Luis Ventoso
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

En 1981, en el inicio de la triunfal acometida de Reagan contra la URSS, Sylvester Stallone cambia los guantes del boxeo por el cuchillo y crea un nuevo héroe, el hierático John Rambo. En su primera película, «Acorralado», Rambo es un veterano del Vietnam, un antiguo boina verde, que acude a visitar a un excompañero de armas en un pueblo perdido del boscoso estado de Washington. Allí choca con el sheriff del villorrio, que sin razón alguna lo arresta por vago y maleante, que diría el clásico. El bueno de Rambo se cabrea y se da a la fuga, lo que desata una espectacular caza del hombre. Media policía norteamericana lo persigue por los bosques, pero no pueden con él

Luis VentosoLuis VentosoDirector AdjuntoLuis Ventoso