El hombre si centro

Nada le importa causar daños colaterales, con tal de satisfacer el interés propio

Juan Manuel de Prada
Actualizado:

En su célebre clasificación de las formas de gobierno, Aristóteles no muestra demasiado interés en pronunciarse a favor de una u otra; le interesa, en cambio, la distinción entre gobiernos virtuosos, que atienden a la consecución del bien común, y gobiernos degenerados, que atienden a la consecución de intereses particulares. El gobierno del doctor Sánchez debe considerarse, desde luego, entre los degenerados; pero no -como se desgañita el demócrata tremendo- porque alcanzase la poltrona presidencial en un enjuague parlamentario y no en unas elecciones, sino porque en todo momento se ha guiado por la consecución de intereses particulares. Que no son, por cierto, los intereses de los catalanes, ni los intereses de su partido, ni los de ningún otro grupo,

Juan Manuel de PradaJuan Manuel de PradaEscritorJuan Manuel de Prada