Diario de un optimista

Gobernar en ausencia

Las economías modernas y complejas ya no obedecen los mandatos de los Estados. Las empresas llevan a cabo estrategias a largo plazo, indiferentes al impacto de los anuncios de los políticos

Guy Sorman
Actualizado:

España lleva sin Gobierno desde el pasado 28 de abril y, de hecho, a falta de una mayoría estable, desde 2015; los ministros se conforman con gestionar los asuntos corrientes. Sin embargo, España sobrevive, y sobrevive bastante bien, a juzgar por la economía. Desde 2015, el paro ha descendido del 21 por ciento al 15 por ciento de la población en edad de trabajar; el crecimiento ronda el 2,5 por ciento anual, lo que es un buen ritmo para Europa; los tipos de interés de los préstamos del Estado han caído del 1,8 al 0,4 por ciento, una señal de confianza por parte de los mercados financieros.

¿Es posible que la economía española funcione mejor sin Gobierno que con él?

Guy SormanGuy SormanArticulista de OpiniónGuy Sorman