Cambio de guardia

Elogio de Valls

Un hombre no es sólo sus capacidades técnicas; es también su rigor moral

Gabriel Albiac
Actualizado:

Era el 29 de marzo de 2017 y yo andaba husmeando el clima anímico de un París en víspera de elecciones presidenciales. El FN de Marine Le Pen está a unas décimas de la victoria. El Partido Socialista vive, tras el desastre de Hollande, una descomposición que amenaza con devolverlo a la irrelevancia de antes de Mitterrand. En el hotel, antes de salir a recorrer al azar las calles, enciendo el televisor mientras desayuno.

En la pantalla, reconozco a Jean-Jacques Bourdin: es el entrevistador de moda en Francia. Frente a él, serio, casi tétrico, Manuel Valls. «Un enterrador», me digo. Pero no sé bien, entonces, hasta qué punto va a ser cierta la metáfora. Yo, en ese marzo de hace

Gabriel AlbiacGabriel AlbiacArticulista de OpiniónGabriel Albiac