Desobediencia y choteo

Hughes .
Actualizado:

El nacionalismo catalán no terminamos de explicarlo. A menudo toma forma de una resistencia frente al Estado español, como ellos gustan de decir. Su rechazo al Estado es una forma abstracta y hasta enjundiosa de camuflar su desprecio a lo español, pues la hispanofobia sustenta su pasión política y su incivismo. Carecen del respeto básico a los derechos de los demás y eso lo camuflan ciscándose en el Estado. Su desagradable complejo de superioridad queda disfrazado de subversión. Van de Rosa Parks, pero se parecen más a los segregacionistas, en lo que constituye una de las formas contemporáneas más insoportables de irrealidad e inversión de las cosas.

Así, las rebeldías de sus políticos se revisten de burla a la Autoridad,

Hughes .Hughes .Articulista de OpiniónHughes .