La democracia vista desde abajo

Consideremos que el auténtico Estados Unidos es el que dibujan estos referéndums, y que estos son portadores de futuro, también para Europa

Actualizado:

Estados Unidos, nos guste o no, es el laboratorio de nuestro futuro. Alexis de Tocqueville, en su célebre viaje de 1831, anunció en tono profético que la democracia naciente, es decir, la equiparación progresiva de costumbres y derechos que observaba en Estados Unidos, llegaría necesariamente a Europa.

Hoy no hace falta ser visionario para señalar, entre miles de ejemplos de mimetismo, que los medios sociales, antes de invadir nuestra vida cotidiana, habían conquistado la de los estadounidenses. A decir verdad, hace ya un siglo que resulta difícil hallar una sola innovación que no se haya convertido en universal a partir de este laboratorio estadounidense. ¿Ocurre lo mismo en política? En mi opinión, sí, si se busca en el lugar adecuado: