Curso suspendido

Actualizado:

Parece ser que la Universidad Complutense ha suprimido el curso previsto para agosto sobre la figura insigne de Rafael Alberti en las, hasta hoy, prestigiosas aulas de El Escorial. La seriedad de estos cursos ha quedado gravemente dañada. Por un lado, las explicaciones aparecidas en ABC respecto al insuficiente número de matriculados son bochornosas, por cuanto multitud de cursos celebrados en éste y en anteriores años se nutrían (y se nutren) de alumnos matriculados en los días previos al inicio de las jornadas correspondientes. Muchos previsibles alumnos nos hemos quedado, pues, estupefactos. Aducir estos datos subjetivos significa una falta de respeto evidente a la memoria de uno de los grandes poetas de nuestra literatura. Por lo demás, ofende la inteligencia de los amantes de la literatura en general la tosquedad de personajes como Benjamín Prado, quien se permite la licencia de atribuir el ¿fracaso? de este curso a los organizadores y de reiterar los ataques a la viuda y amigos de Alberti, en el más puro estilo de las revistas del corazón, erigiéndose en el verdadero portador de la amistad inveterada con el genial poeta. Algunas personas estábamos vivamente interesados en participar en un curso en el que iban a intervenir escritores e investigadores que nada tienen que demostrar... porque ahí está su obra. ¿O es que don Benjamín pone en duda la capacidad de José Hierro, Gonzalo Santonja, Juan Manuel de Prada, Pedro J. de la Peña y otros ilustres ponentes en aras de sus intereses? Ceje, pues, en su empeño de emponzoñar la vida literaria de este país y, sobre todo, pásese por la Fundación Rafael Alberti en El Puerto de Santa María y comprobará que el poeta sigue vivo en la conciencia de quienes gustamos de la buena literatura .

Enrique de Guzmán Mataix.

Palencia.