Con permiso

Atacar la independencia

¿Para qué crear instituciones independientes si sus recomendaciones no gustan?

María Jesús Pérez
Actualizado:

Atacar la independencia de las instituciones está de moda. No hace ni una semana, el Gobierno se ponía de uñas con el Banco de España porque osó cuestionar la subida de sopetón de un 22% del SMI -en vigor desde principios de año-, en lugar de hacerlo de forma paulatina como estaba pactado entre el Ejecutivo de Rajoy, empresarios y sindicatos para ir viendo sus efectos sobre el mercado laboral. Piensa el supervisor español que, aunque aún es pronto para medir el impacto, algo se está notando ya. Y no es precisamente para bien.

También está siendo estos días objeto de críticas otra de nuestras instituciones independientes. De las más jóvenes. La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef), que nació

María Jesús PérezMaría Jesús PérezRedactora jefeMaría Jesús Pérez