Diez especies al límite
Tigres / EPA

Diez especies al límite

NATURAL
Actualizado:

WWF publica su «lista roja» para 2010. Incluye animales emblemáticos como el tigre, el oso polar o el gorila de montaña.

TIGRE

Estudios recientes indican que quedan tan sólo 3.200 tigres (Panthera tigris) en su hábitat natural. Estos felinos ocupan menos del 7 por 100 de su territorio original, que ha disminuido un 40 por ciento durante la última década. La acelerada deforestación y la caza desmedida pueden provocar su extinción, como sucedió con el tigre de Java y de Bali. Este animal es cazado porque algunas partes de su cuerpo son utilizadas en la medicina tradicional china y su piel es muy cotizada. La subida del nivel del mar debido al cambio climático amenaza los manglares donde habita la población de tigres de la India y Bangladesh. El Año del Tigre, en 2010, será muy importante para los esfuerzos de conservación de esta especie. OSO POLAR

El oso polar (Ursus maritimus) se ha convertido en un icono del cambio climático. Clasificada como una especie en peligro por el Acta de Especies Amenazadas de Estados Unidos, podría extinguirse en el próximo siglo si continúa la tendencia actual de calentamiento en el Ártico. La población rusa de estos animales adapta su comportamiento y hábitos de alimentación a los nuevos tiempos, pero sus rutas de migración están en peligro por nuevos proyectos de infraestructura. La geopolítica puede darles la puntilla, pues los países de la región codician la riqueza mineral que se esconde bajo la banquisa. WWF apoya investigaciones de campo para entender cómo el cambio climático afecta a los osos polares y desarrollar estrategias de adaptación; también trabaja con gobiernos e industrias a fin de reducir las amenazas provenientes del transporte, la explotación de gas y petróleo y las comunidades locales. Todo ello para reducir encuentros conflictivos entre humanos y osos en áreas donde estos se encuentran atrapados en tierra durante periodos más largos debido a la falta de hielo. MORSA DEL PACÍFICO

El mar de Chukchi y el de Bering en el Ártico son el hogar de la morsa del Pacífico (Odobenus rosmarus divergens), una de las víctimas del clima. En septiembre de 2009 se encontraron 200 morsas muertas en la costa del mar de Chukchi, Alaska. Estos animales dependen de las capas de hielo flotante para descansar, procrear, amamantar y proteger a sus crías de los depredadores. Con el derretimiento del hielo, esta especie está condenada. PINGÜINO DE MAGALLANES

En peligro anteriormente por derrames de petróleo, los pingüinos de Magallanes (Spheniscus magellanicus) se enfrentan ahora a una amenaza mayor, la falta de alimento, ya que los peces son desplazados por corrientes oceánicas cálidas, forzando a estas aves a viajes casi imposibles. El año pasado cientos de pingüinos de Magallanes llegaron a las playas de Río de Janeiro —más de 1.500 kilómetros al norte de sus lugares tradicionales de anidación—, muchos de ellos muertos o moribundos. Actualmente, 12 de las 17 especies de pingüinos están experimentando una rápida disminución en sus poblaciones. TORTUGA LAUD

La laúd (Dermochelys coriaceathe) es la tortuga marina más grande y uno de los reptiles que ha sobrevivido durante cientos de millones de años a las sucesivas extinciones que ha padecido el planeta. Sin embargo, parece que le ha llegado la hora. Estimaciones recientes indican que su población está declinando, particularmente en el Pacífico, donde se calcula que sólo quedan 2.300 tortugas hembras, convirtiendo a la laúd del Pacífico en la tortuga marina más amenazada en todo el mundo. En el Atlántico, este animal tiene una población más estable, pero los científicos predicen su rápido declive debido al gran número de individuos que mueren al ser capturados accidentalmente por embarcaciones de pesca. Un peligro adicional es la subida del nivel del mar, que pone en peligro sus nidos, así como temperaturas más altas en las playas del Atlántico. El objetivo de WWF es proteger la ruta migratoria de la tortuga laúd, trabajando con pescadores para reducir la pesca accidental, proteger las playas de anidación y concienciar a las comunidades locales para que respeten a esta especie viajera del tiempo que pasa por su peor racha. ATÚN ROJO El atún rojo (Thunnus thynnus) es un pez migratorio de gran tamaño que se localiza en el Atlántico y el Mediterráneo. Se usa en la preparación de sushi de primera calidad. La especie se encuentra muy cerca del colapso si continúan las prácticas de pesca no sostenibles. El informe «El saqueo del atún rojo en el Mediterráneo y Atlántico Oriental», de WWF, pone al descubierto la dimensión real de la catástrofe. Los mayores infractores son las flotas de la Unión Europea (principalmente Francia), Libia y Turquía, que dejan de declarar la mayor parte de sus grandes capturas. La Comisión para la Conservación del Atún Atlántico, donde participan 42 países, impuso una cuota anual de 32.000 toneladas, cifra que no se respeta. GORILA DE MONTAÑA

Los científicos consideran que el gorila de montaña (Gorilla beringei beringei) es una subespecie en peligro crítico de extinción, con sólo 720 individuos en su hábitat. Más de 200 viven en el Parque Nacional Virunga, en el este de la República Democrática del Congo, en la frontera con Ruanda y Uganda. Una zona en permanente conflicto. La guerra ha provocado un aumento de la caza ilegal y la degradación de sus refugios naturales. Gracias a los esfuerzos de conservación durante los últimos 12 años en los montes Virunga, la población de gorilas ha aumentado un 14 por 100.

MARIPOSA MONARCA

Cada año millones de delicadas mariposas monarcas (Danaus plexippus) emigran de Canadá y el Norte de los Estados Unidos para pasar el invierno en los bosques de México. La conservación y protección efectiva del bosque de oyamel y pino de altitud en México es esencial para la supervivencia de los lugares de hibernación de estos insectos, lo que se ha reconocido como un fenómeno biológico en peligro de extinción. La protección de sus hábitats reproductivos en Estados Unidos y Canadá es igualmente crucial para salvar la migración de esta especie. WWF apoya a las comunidades locales para establecer invernaderos de árboles que se han reintroducido posteriormente en la reserva de la mariposa monarca, creando al mismo tiempo fuentes de ingresos para los propietarios del bosque. RINOCERONTE DE JAVA En estado crítico en la Lista Roja del IUCN, el rinoceronte de Java (Rhinoceros sondaicus) es considerado el mamífero de mayor tamaño en peligro de extinción, con una población total de 60 animales. Muy cotizado por su uso en la medicina tradicional china, la población de los rinocerontes de Java también ha disminuido por la conversión de su hábitat boscoso a campos de cultivo. WWF ha estado presente en la protección y conservación de esta especie desde 1998, apoyando a los guardabosques, desarrollando censos, creando conciencia de la importancia de los rinocerontes entre sus vecinos humanos y apoyando el manejo y la administración de parques. A finales de 2009, con la ayuda de perros entrenados, esta organización encontró huellas del único y extraño rinoceronte de Java vietnamita, del que se piensa que existen no más de doce ejemplares. PANDA GIGANTE El panda gigante (Ailuropoda melanoleuca) en frenta un futuro incierto, con menos de 2.500 ejemplares. Su hábitat forestal en las montañas suroccidentales de China se ha fragmentado. WWF ha estado colaborando en la conservación del panda durante casi tres décadas, coordinando estudios de campo, trabajando en la protección de hábitats y, más recientemente, apoyando al gobierno chino creando reservas.