Hasta 3.000 euros de multa por no llevar la documentación del coche

Desde la DGT recuerdan que es importante tener los documentos a buen recaudo para evitar robos y falsificaciones.

MADRIDActualizado:

No disponer, en el momento oportuno, de los papeles del coche podría suponer una sanción administrativa que puede variar, desde los 10 hasta los 3.000 € o más, dependiendo del documento en cuestión, la gravedad o antecedentes del conductor e incluso la pérdida de puntos del carné. Son imprescidibles siempre el p ermiso de circulación, carné de conducir e informe de la Inspección Técnica de Vehículos. Aún así, 1 de cada 4 españoles admite haber conducido sin ésta última al día.

No llevar nuestro carné cuando conducimos supone una multa de 10 euros, y no mantener los datos que figuran en él actualizados hasta 80€. Si el permiso de conducir está caducado la multa que conlleva será de 200 euros, aunque os recordamos que actualmente se puede prorrogar sin límite de tiempo una vez pasada la fecha de vencimiento, y que no es necesario volver a examinarse. Conducir con una autorización que no habilita este fin supondría una multa de 500 euros y la pérdida de 4 puntos.

Si lo que no llevamos en el coche es el permiso de circulación del vehículo, al tratarse de una infracción menor supondría una multa de 10€, en aquellos casos en los que la falta fuera por no llevarlo encima, pero si el vehículo no cuenta con este permiso o le ha sido retirado, la infracción será más grave y la multa ascenderá a 500 euros.

En caso de circular con un vehículo sin la ITV en vigor, los conductores se arriesgan a multas que van de los 200 €, si la ITV está caducada o ha sido desfavorable en la última inspección; la multa llegará hasta los 500 € si la ITV ha resultado negativa. según nos advierten desde Multayuda. Además, si la ITV es desfavorable o negativa, el propietario del vehículo cuenta con un plazo máximo de 2 meses para subsanar los defectos encontrados y pasar una nueva inspección. De lo contrario, el vehículo podría ser dado de baja.

No disponer del seguro obligatorio en vigor es una de las multas más caras relacionadas con la documentación del vehículo, pudiendo ir desde los 601 hasta los 3.005 euros. Aunque no hay obligación de llevar el resguardo del pago, sí es recomendable tenerlo a mano en el coche por si los agentes tuvieran alguna incidencia a la hora de consultarlo en el Fichero Informativo de Vehículos Asegurados.

Desde la DGT recuerdan que es importante tener los documentos a buen recaudo. Dejar estos papeles en la guantera del vehículo nos expone a un riesgo considerable, pues no son pocos los casos de robo y sustracción que se producen diariamente con el fin de hacer duplicados y falsificaciones de documentación con nuestros datos. Es nuestra responsabilidad cuidarnos de este posible delito no dejándolos dentro del vehículo para que no puedan ser extraídos por posibles delincuentes.